Archivo

Unas series se apagan y otras reviven en la TV

Un panorama de las producciones que salen del aire y de las que lograron renovar un nuevo ciclo.

notitle
18 de mayo 2015 , 05:19 p.m.

Las cadenas de televisión estadounidense ya han revelado parte de su futura programación, cancelando y renovando a diestra y siniestra algunas de sus producciones.

Se trata de un ejercicio en el que no vale la experiencia o el brillo de sus protagonistas para asegurar la permanencia en la pantalla chica de estos espacios (que se emiten también en Colombia).

Uno de los casos más sonados recientemente es el de la serie CSI: Las Vegas, que tras 15 temporadas al aire, fue cancelada. La fuente de inspiración de CSI: Nueva York (que finalizó en el 2011) y CSI: Miami (2012) fue perdiendo fuerza y espectadores.

Aunque en sus inicios tuvo promedios de más de 10 millones de televidentes por episodio, en los últimos cinco años la serie no pasó de los ocho millones por capítulo, lo que llevó a CBS a sacarla del aire.

Lo irónico es que la recientemente estrenada CSI: Cyber, otro producto paralelo a esa serie policíaca, sí recibió luz verde para un segundo ciclo en televisión. CSI y CSI Cyber se emiten por el canal de TV paga AXN.

Otra que también murió en la pantalla, a pesar de su nombre, fue Resurrection (resurrección), que no logró superar las dos temporadas. Se enfocaba en las consecuencias de una comunidad en la que personas que fallecieron regresan de la muerte sin recordar su deceso. El ámbito paranormal mezclado con el drama familiar no convenció a la audiencia.

Lo mismo le pasó a Forever (Warner Channel), otra producción que quiso profundizar en ese tema a través de un investigador de asesinatos que es inmortal, pero no superó la primera temporada.

Así mismo, la semana pasada se despidió de la televisión estadounidense Revenge (que se ve por el Canal Sony), una serie con ciertos toques de telenovela que se centraba en el deseo de venganza de una joven por la muerte de su padre. Tuvo cuatro temporadas y no fue renovada para el siguiente ciclo, aunque lanzó a la fama a la actriz Emily VanCamp.

Por otro lado, The Following (Warner), que estrenará su tercera etapa en Colombia en junio, también fue una de las que finalizó abruptamente. En su ciclo de despedida la serie mantiene el conflicto entre un asesino en serie (James Purefoy) y un investigador (Kevin Bacon). De igual manera, el programa musical American Idol también entró en la lista de cancelaciones, tras su temporada 15. Terminará el próximo año.

Segunda oportunidad

Pero no todo son malas noticias, pues algunas series nuevas consiguieron dar el siguiente paso a una segunda temporada. Una de esas fue Agent Carter (Sony). Basada en una heroína de la compañía de cómics y cine Marvel (los mismos de Vengadores) después de la Segunda Guerra Mundial tiene ya otra vida en la pequeña pantalla; a pesar de que algunos críticos le daban solo una buena vida en el formato de miniserie.

También lograron mantenerse Gotham, la producción basada en la ciudad donde vive Batman, y Flash, la nueva versión de un justiciero que va a alta velocidad, que ya aseguraron un segundo ciclo (Warner Channel). Otras como Scorpion (AXN), The Last Ship (TNT Series), True Detective (HBO), Mozart in the Jungle (Foxlife), The Strain (FX) y Bitten (Syfy) también tuvieron buena suerte.

Veteranas con vida

A pesar del escándalo por la muerte de uno de sus protagonistas, Grey’s Anatomy llegará a su temporada 12. Mientras que a la policíaca Bones le aprobaron su ciclo número 11.

Igual pasa con Los Simpson, la serie animada más veterana y a la que le van a sumar dos temporadas más, con lo cual llegará a su ciclo 28, con un total de 625 episodios.

Mientras que La ley y el orden: U.V.E. alcanzará 17; NCIS, 13 y Criminal Minds 11. Así mismo, Modern Family, con Sofía Vergara, ya consiguió su séptimo año. Mientras que el productor Ryan Murphy ya prepara la quinta entrega de American Horror Story.

CULTURA Y ENTRETENIMIENTO