Archivo

Video: tropel entre policías y habitantes en el oriente de Cali

Los denunciantes señalan diferencias, mientras la Policía anuncia una investigación.

notitle
11 de mayo 2015 , 09:23 p.m.

La celebración del Día de la Madre se convirtió en un caos y dejó más de una queja en el barrio Comuneros I, oriente de Cali.

Tres personas lesionadas, daños en dos motocicletas y en una vivienda quedaron de un enfrentamiento de la Policía y residentes en ese sector de Distrito de Aguablanca.

Hasta anoche no se conocía una información policial sobre lo ocurrido, aunque se indicó que se acudió al barrio ante llamados ciudadanos pasada la medianoche del domingo por excesos en ruido y, al parecer, consumo de licor.

Los incidentes se prolongaron durante la madrugada del lunes en la carrera 29 con calle 49.

Habitantes del lugar dicen que un grupo de personas compartía en el andén de uno de los domicilios.

De acuerdo con esa versión, uniformados de la Policía llegaron en motocicleta y procedieron a una requisa. “Sin motivo se propusieron detener a un joven y la comunidad se opuso. Un vecino quiso evitarlo y los policías se enfurecieron”, dice uno de los reclamantes.

“Estábamos comiendo con mi mamá en la esquina durante la requisa y, de repente, sin encontrarme nada me querían llevar para la estación de Policía. Mi mamá y la gente les preguntaron por qué lo hacían y ellos sin mediar palabra los atacaron a punta de puño y comenzaron a tirar las sillas”, aseguró David Gutiérrez, un estudiante.

El problema no terminó allí. Residentes en el barrio sostienen que “pasada una hora, alrededor de ocho patrullas motorizadas regresaron sin placas y con los chalecos al revés, atacando con bolillos y piedra a los habitantes de la vivienda, provocando dos heridos y el destrozo de los vidrios de las puertas y las ventanas de la casa”.

“Cuando regresaron, atacaron a mi papá que estaba en la puerta de la casa, ni siquiera respetaron a mi hijo de 3 años que estaba presente. Luego a pedradas nos reventaron las ventanas, a patadas nos intentaron abrir la puerta y a quienes estaban grabando les hicieron tiros”, dijo Diana Molineros habitante de la vivienda afectada. Hubo daños en la fachada, como también en ventanales y en sillas del domicilio.

“Si ellos son quienes nos cuidan ¿por qué nos vienen a hacer daño? Ya no sabemos qué hacer o a quién acudir”, señaló Ana, una habitante del sector.

La comunidad inició una recolecta de firmas con las cuales realizarán denuncias ante la Fiscalía y la Procuraduría. Los lesionados aseguraron que irán ante Medicina Legal para las pruebas del caso.

En la madrugada del 25 de abril fue denunciado un ataque por parte de uniformados en el barrio Desepaz.

La Policía dice que ha sido objeto de asonadas en varios sectores.

CALI