Archivo

Su perro también tiene 'chakras'

Reconocer los centros de energía en su mascota podría ser útil según medicina oriental.

notitle
28 de febrero 2014 , 03:49 p.m.

Creer o no en los 'chakras' (centros de energía en el cuerpo) es algo personal, pero lo cierto es que el hinduismo y prácticas de medicina alternativa como el reiki y la ayurveda afirman que reconocerlos y estimularlos es vital para estar ‘equilibrado’.

“Todos tenemos cuerpos físicos y energéticos, en este último se encuentran los chakras que son siete principales”, explica Sonia Calle, veterinaria, educadora canina y experta en reiki para animales. “Los perros también tienen siete como los humanos y según los estados de ánimo, se desequilibran”.

Conocerlos le podría ayudar a entender un poco del funcionamiento de esa parte del cuerpo y cómo solucionar problemas en esa zona.

Estos puntos se sitúan a lo largo de la columna vertebral del animal y están relacionados con el sistema endocrino:

'Chakra' 1 - Centro bajo o raiz: cuando éste no está bien, podría tratarse de problemas con el intestino, patas traseras y aparato locomotor (músculos, articulaciones y huesos).

'Chakra' 2 - Lumbo sacro: la mascota usualmente se muestra triste y gime sin razón aparente cuando se afecta este chakra.

'Chakra' 3 - Medio o Plexo solar: su estómago e hígado podrían estar hablándole. Las mascotas podrían mostrarse deprimidas.

'Chakra' 4 - Corazón o cardíaco: también representa la respiración y el sistema inmunológico.

'Chakra' 5 - Laríngeo o garganta: cuerdas vocales, el oído y hasta la glándula tiroides. O muestra mutismo o hace mucho ruido.

'Chakra' 6 - Frontal o ‘trecer ojo’: juega el pensamiento y podrían presentarse muchos dolores de cabeza.

'Chakra' 7 - Coronario: Donde se controla todo: cuerpo y mente.

Cada uno funciona como un centro de acopio de energía y se desequilibran o pierden energía cuando se sufren enfermedades. “La enfermedad física se manifiesta cuando nuestro cuerpo energético se desarmoniza: es la apatía entre el cuerpo y el alma”, agrega Calle.

Las expertas coinciden en que para ellas que trabajan en terapias alternativas y complementarias, como lo es el reiki y las esencias florales, es de vital importancia conocer los centros y comprender que ante patologías existentes, estos se desequilibran pero que, “mediante la canalización de este flujo de energía, surge un intercambio en el que el efecto es la armonización del paciente, específicamente en sus centros, y que se puede ver reflejado en su mente y cuerpo físico”, dice Carolina Martínez, médica veterinaria de Biovemet. “Los resultados son individuales, pero usualmente se ven al instante... depente de la mascota y su dueño, que tienden a parecerse”.

Si bien estas técnicas han mostrado ser muy útiles, si se trata de una enfermedad grave o un comportamiento nunca antes visto, no dude en consultar inmediatamente al veterinario o etólogo en caso de problemas de comportamiento.

Cómo estimular los 7 chakras

Una opción es con el reiki, una forma de sanación a través de la imposición de las manos hecho por un experto en la técnica. Una sesión de ‘armonización’ puede durar entre 30 min o 1 hora: “eso depende de cada paciente y sus necesidades individuales –dice Sonia Calle, veterinaria y experta en reiki–. Los animales no hacen resistencia a este tipo de terapias y, como su mente no los cuestiona, suelen disfrutarla más”. También están las esencias florales (pueden utilizarse en casa tras haber consultado un experto homeópata) y la acupuntura.

REDACCIÓN EL TIEMPO