Archivo

Juventus visitará a Milán con un ojo puesto en el Roma vs. Inter

Los equipos 'lombardos' intentarán frenar a los dos primeros de la 'Serie A'.

28 de febrero 2014 , 12:06 a.m.

El Juventus visita este fin de semana al Milán en San Siro con un ojo puesto en lo que suceda en otro gran partido, el Roma-Inter, un encuentro en el que los romanos no pueden fallar si quieren seguir vivos en la lucha por el título de campeones.

La ‘Vecchia Signora’, líder de la Serie A, desafiará al Milán del holandés Clarence Seedorf con la seguridad que le aportan sus números: diecisiete jornadas sin perder en el campeonato nacional y 47 de los últimos 51 puntos posibles conseguidos, pero sabiendo que los ‘rossoneros’ son siempre un equipo difícil.

El delantero argentino Carlos Tévez y el español Fernando Llorente, que entre los dos suman 24 goles, son las grandes armas que presenta el Juventus para llevarse el triunfo frente al Milán.

La conexión entre Tévez y Llorente queda patente no solo en el terreno de juego, sino también en declaraciones como las que realizó recientemente el español en el portal italiano Tuttosport:

"Paso más tiempo con Tévez que con mi novia". En el Milan, Mario Balotelli no se entrenó por molestias en los últimos días, si bien los servicios médicos del club lombardo afirmaron que son optimistas con respecto a la presencia del delantero contra los piamonteses.

En el otro partido destacado de la vigésimo sexta jornada, el Roma recibe en el Olímpico al Inter con la esperanza de que el Milan les eche una mano en su persecución del Juventus. El conjunto del técnico francés Rudi García se encuentra segundo en la clasificación a nuevo puntos del líder, aunque cuenta con un partido menos por la suspensión del encuentro contra el Parma hace tres jornadas por las fuertes lluvias.

Roma tendrá notables ausencias para enfrentarse al Inter, con las bajas ya confirmadas del brasileño Maicon, de Alessandro Florenzi y de Francesco Totti, También hay dudas sobre el marfileño Gervinho, con fiebre en las últimas horas y cuya participación decidirá el día previo al partido.

Gervinho aseguró que en palabras recogidas por 'La Gazzetta dello Sport' que "todavía es posible alcanzar al Juventus porque la temporada es larga". "Intentaremos meterles presión hasta el final, aunque lo importante es mantener el segundo puesto para entrar directamente en la Liga de Campeones", dijo.

Salvo sorpresa de última hora, en el Inter participarán el colombiano Fredy Guarín y el brasileño Hernanes en el centro del campo, con el argentino Rodrigo Palacio y el italiano Mauro Icardi en la punta de ataque.

El estadio Olímpico de Roma, que debería presentar una gran imagen para un partido de este nivel, mostrará un aspecto desolador ya que las dos curvas (fondos) estarán cerradas por la sanción impuesta al equipo por los cantos racistas de sus aficionados contra el Nápoles en la Copa de Italia.

Por su parte, el Nápoles de Rafa Benítez tiene a priori una fácil salida en su visita al campo del Livorno, que actualmente ocupa puestos de descenso a la Serie B (Segunda División italiana).

Los napolitanos se encuentran asentados en la tercera plaza de la clasificación con cinco puntos de ventaja sobre Fiorentina, pero a pesar de los últimos baches no han dejado de mirar al segundo puesto.

Los florentinos jugarán en casa contra el Lazio con la baja ya confirmada por sanción para los próximos cuatro partidos del español Borja Valero. Valero fue expulsado en el último enfrentamiento de su equipo contra el Parma por empujar al árbitro y a un jugador, según recogió el colegiado en el acta.

"Todo lo que ocurrió el pasado lunes me desagrada, basta ver las imágenes para saber que no hice nada para ser expulsado ni para estar sancionado con cuatro partidos. Lo que ha dicho el árbitro es una falta de respeto a mi integridad como hombre y como jugador. No es verdad lo que ha escrito", dijo el exjugador del Villareal.

El resto de partidos de la jornada son el Verona-Bolonia; Génova-Catania; Atalanta-Chievo; Sassuolo-Parma; Torino-Sampdoria y Cagliari-Udinese.

EFE