Archivo

Evalúan impacto de enorme colisión de un meteorito en la Luna

El evento, ocurrido el 11 de septiembre del 2013, habría dejado cráter de 40 metros de diámetro.

notitle
26 de febrero 2014 , 10:42 a.m.

Seis meses después de ocurrido el mayor impacto de un meteorito contra la Luna, detectado hasta la fecha, investigadores de la Universidad de Huelva y del Instituto de Astrofísica de Andalucía (IAA-CSIC), ambos en España, evaluaron las consecuencias de esta colisión para establecer cómo puede afectar a la Tierra.

Los científicos encontraron que producto del choque, ocurrido el 11 de septiembre del 2013, se produjo un nuevo cráter que podría medir unos 40 metros de diámetro, y que el meteoroide que causó el impacto presentaba una masa de unos cuatrocientos kilos y un diámetro comprendido entre 0,6 y 1,4 metros.

La colisión tuvo lugar a unos 61 mil kilómetros por hora en la zona conocida como Mare Nubium (Mar de las Nubes), una antigua cuenca de lava solidificada con una extensión similar a la de la Península Ibérica.

Además, los investigadores estimaron que la energía implicada en el impacto fue enorme, equivalente a la detonación de unas quince toneladas de TNT, lo que significa que es al menos tres veces más potente que el mayor impacto detectado hasta la fecha en la Luna por la NASA.

Otro de los principales hallazgos fue la relación de estas colisiones con la Tierra. "Observando la Luna podemos saber con más certeza la frecuencia con la que pueden producirse esos impactos en nuestro planeta", dijo José Madiedo, de la Universidad de Huelva, al portal de BBC.

La conclusión fue que rocas del tamaño similar a la que impactó a la Luna podrían colisionar con nuestro planeta con una periodicidad hasta casi diez veces más alta de lo que hasta ahora pensaba gran parte de la comunidad científica.

Sin embargo, para que un meteorito tenga un impacto así sobre el planeta tiene que ser mucho más grande. La mayoría de las rocas de ese tamaño se desintegran cuando entran en contacto con la atmósfera y se convierten en una bola de fuego.

Así observaron la colisión

Un par de telescopios en España, que estaban siguiendo automáticamente impactos de meteoritos en la Luna, registraron el 11 de septiembre al resplandor más brillante y largo jamás observado en la Luna. "En ese momento me di cuenta de que había visto un evento muy raro y extraordinario", afirmó el astrónomo Madiedo.

Los telescopios españoles son parte del Sistema de Detección de Impactos y Análisis Lunares que monitoriza la superficie de la Luna. La investigación fue publicada el domingo en las noticias mensuales de la Real Sociedad Astronómica.

Redacción Vida de Hoy
Con información de EFE, Nasa.net y BBC/Ciencia