Archivo

La personalización 'exprés', una rápida opción para cambiar de apariencia algún vehículo

Incursionan con éxito en el mercado nuevos procesos para la decoración de autos y motos. Los 'custom' son los que más los usan.

notitle
14 de febrero 2014 , 04:16 p.m.

En el campo de la personalización de autos, uno de los temas que más llama la atención es la pintura y la decoración de accesorios internos y externos con imitación de materiales o texturas especiales.

La aerografía es lo ideal, pero el alto costo de este tipo de trabajos ha obligado el desarrollo de nuevas e interesantes alternativas en el mercado, gracias a los avances de la tecnología.

Es el caso de la técnica denominada water transfer printing (transferencia de impresión en agua), método nacido en Europa que, fusionado con técnicas asiáticas, permite varias aplicaciones.

Si bien esta técnica es ampliamente conocida por las grandes marcas automotrices para la elaboración de las piezas interiores en plástico con imitación metal, madera o fibra de carbono, en el país es pionera gracias a ‘Colombia Hydro Graphics’. “Esta tecnología nos permite ofrecerle a fabricantes y usuarios una solución personalizada para cualquier producto”, afirma Ángela Duarte, directora comercial de esta compañía.

Este método permite que el diseño impreso en una hoja de poliuterano se adhiera en cuestión de segundos a una pieza sólida, sin importar el material, mediante la acción del agua. Esto permite, a su vez, incorporar detalles con aerografía (ver: ‘Proceso hidrográfico’).

Esta compañía tiene disponibles más de 400 diseños. “Aquí se reciben desde carcasas para celular hasta capós de vehículos, sin embargo, lo que más trabajamos son rines, kits de carrocería, terminados de interiores, tapas de motor, cascos y accesorios”.

Látex como pintura

Otra de las novedades es un producto en aerosol a base de goma, denominado ‘Plasti Dip’, que permite cubrir, de manera uniforme, defectos de la pintura en latas, rines, diversos accesorios sólidos y hasta telas. La ventaja es que el mismo cliente puede aplicar el producto sin la intervención de un técnico especializado.

Plasti Dip sirve para reparar o decorar. Una de sus ventajas es que sella, por lo cual puede ser aplicado sobre una base oxidada. Es lavable, se puede retirar fácilmente con tan solo despegarlo y soporta altas temperaturas (de hasta 90 grados centígrados) y mínimas (de -30).

“Todos los tonos disponibles de este producto dejan un acabado mate, pero existen otros que se pueden aplicar sobre el material, dejando un acabado brillante o metálico igual al de la pintura original del vehículo”, comenta Juan Pablo Castillo, importador de este aerosol.

Proceso hidrográfico

“Una vez el cliente escoge el diseño, revisamos que la pieza esté en buenas condiciones, y si lo requiere, se repara –explica Ángela Duarte–. Luego se limpia y se le aplica una base de pintura (seleccionada por el cliente) y se deja secar”. Posteriormente, se coloca en el tanque de agua la hoja debidamente cortada, según la dimensiones de la pieza a tratar. “Una vez hidratado el papel, se sumerge la pieza y el diseño se pega a ella. Finalmente, se deja secar y se le aplica un barniz con filtro UV para proteger”.

Vea más sobre esta técnica en: www.chg.com.co.

Así se aplica el látex

De acuerdo con los fabricantes de ‘Plasti Dip’, la aplicación es sencilla y solo requiere que la superficie esté limpia, libre de grasa o de agentes contaminantes. “Se sugiere aplicar a unos 15 centímetros de distancia de la superficie un mínimo de tres o cuatro capas, no sólo por su durabilidad, sino para asegurar que el material aplicado pueda ser desprendido, incluso después de un largo periodo de tiempo, sin dejar residuos y sin afectar la pieza. El tiempo de secado es de cuatro horas y luego se aplica el terminado brillante o metalizado, si se desea”.

Más información en: www.plastidipcolombia.com