Archivo

Fracasó jornada de revocatoria del gobernador del Guaviare

El gobernador del Guaviare, Octaviano Rivera, celebró resultados con una caravana.

02 de febrero 2014 , 06:35 p.m.

El gobernador del Guaviare, Octaviano Rivera, podrá continuar con su período hasta el 31 de diciembre del 2015, tras el fracaso de la jornada de revocatoria del mandato, realizada ayer en ese departamento.

La abstención reinó en la jornada. De 15.364 sufragantes que debían participar en los comicios para tumbar a Rivera, solo lo hicieron 1.685, según el conteo de 58 de las 64 mesas de votación en el Guaviare, dado a conocer por la Registraduría Nacional al cierre de esta edición.

De los 1.685 votantes, 1.419 lo hicieron por el SÍ y 217 por el NO. Hubo 39 votos nulos y 10 tarjetones no fueron marcados.

El diputado Pablo César Tobón, uno de los promotores de la revocatoria del mandato de Rivera, afirmó que “el ambiente estuvo pesado, hubo poca asistencia, hubo mucha intimidación por parte del Gobierno seccional, no hubo transparencia ni garantías para que se llevara a cabo el proceso”.

Según Tobón, a los secretarios del despacho del Gobernador se les vio rondando los puestos de votación. “En Morichal Viejo, en el municipio de El Retorno, no se garantizó el proceso electoral, allí no hubo elecciones”, denunció Tobón.

El político aseguró que el país debe reflexionar sobre la viabilidad de la figura de la revocatoria del mandato. Considera que el gobernante de turno –presidente, gobernador o alcalde– no debería seguir en ejercicio de sus funciones durante el proceso para garantizar que no haya presiones.

Hizo énfasis en que el comité promotor del referendo esperaba que la participación se acercara a las 6.808 firmas que apoyaron la convocatoria.

Cerca de las 6 de la tarde de ayer, desde la plazoleta de la Gobernación del Guaviare arrancó una caravana con el gobernador Rivera para celebrar.

El proceso transcurrió en completa calma en materia de orden público. Solo hubo necesidad de trasladar al área urbana del municipio de Miraflores las mesas de las inspecciones de Barranquillita, El Dorado y Vuelta del Alivio.

Entre los periodistas que intentaron cubrir el proceso hubo malestar porque los organizadores no los dejaron acercar a los puestos de votación y a los jurados les ordenaron que no podían dar datos parciales sobre cifra de participantes.

REDACCIÓN LLANO 7 DÍAS