Archivo

Nanotecnología impide que virus como el AH1N1 entren en la ropa

Prendas con propiedades que combaten más de 130 microbios ya están en Colombia. Llegarán más.

notitle
31 de mayo 2013 , 06:48 p.m.

Cuarenta bacterias, 12 algas, 42 virus –entre ellos el AH1N1, hepatitis B y C y VIH– y 35 hongos son algunos de los microorganismos que encontrarán una barrera para entrar en su cuerpo gracias a la nanotecnología S.P.A.D.A.

Esta es una intervención en el proceso de fabricación de la ropa, en el que antes de ser finalizado el producto, se añaden las moléculas. “Los ingredientes son a base de agua, así que es fácil agregarlo a las fibras de la ropa en el proceso textil tradicional”, explica Diwa Ratnam, presidente de la multinacional Katantech, que está haciendo alianzas con diferentes marcas, entre ellas la de medias bogotanas Tall.

“Las moléculas son inodoras, incoloras, no producen alergias y son tan pequeñas que son ‘invisibles’, no afectan las propiedades de las prendas, ni siquiera el stretch –dice Ratnam–. Es más, hemos comprobado que hace las prendas más resistentes”.

¿El grupo objetivo de esta tecnología? Los deportistas, por las propiedades para evitar los malos olores.

Por ahora en Colombia se está utilizando en las medias, no solo de calzado deportivo, sino también para zapatos y botines.

“Quisimos combinar el diseño con esta tecnología para romper los esquemas textiles de hoy –expone Luz Amparo Silva, gerente de mercadeo de Tall–, pues permanece en las medias hasta 30 lavadas”.

Katantech también espera traer toallas y sabanas con esta tecnología que no incrementa mucho el precio de las prendas.

Otra tecnología antibacterial también es usada por la línea deportiva Cardiofit de Punto Blanco. “Buscamos evitar que la sudoración altere la materia prima de las prendas (como en la zona axilar), además de los malos olores”, expone Juliana Gómez de Punto Blanco. “Utilizamos bifenoles clorados y complejos orgánicos de metales que logran facilitar la transpiración, el secado rápido y protección UV en las prendas (superiores, inferiores y calcetines)”.

¿Cómo funciona?

Las moléculas S.P.A.D.A. son como ‘nanoespadas’

Como es una capa microscópica, no se puede ver el proceso. Pero en un acercamiento es claro cómo las moléculas se quedan sobre la superficie y se mantienen como espadas que ‘pinchan’ la pared celular de los microbios y los destruye, no los deja pasar. Estas se mantienen en posición vertical, pues sus centros están cargados eléctricamente.

REDACCIÓN VIDA DE HOY