Archivo

Europa dividida sobre armas para ayudar a la oposición en Siria

Ministros de exteriores de Unión Europea evalúan embargo de armas frente al conflicto de ese país.

27 de mayo 2013 , 09:36 a.m.

Europa intentaba este lunes alcanzar un compromiso para decidir si flexibiliza o levanta totalmente el embargo de armas que pesa sobre Siria para ayudar a la oposición del régimen de Bashar Al Asad, tal como quiere Reino Unido, apoyado por Francia. (Lea: Fotógrafos dicen ser testigos de empleo de armas químicas en Siria).

Pero el asunto divide a los 27 ministros de Exteriores de la Unión Europea (UE) desde hace meses. Un grupo de países, encabezados por Austria, piden mantener el embargo, que expira a fines de esta semana, al alegar que dar más armas a la oposición empeoraría el conflicto.

"Hay una fuerte voluntad de intentar encontrar una solución europea", declaró la jefa de la diplomacia de la UE, Catherine Ashton, a su llegada a la reunión de ministros en Bruselas.

Los europeos deben decidir si renuevan o modifican el régimen de sanciones contra Siria, que expira el 31 de mayo, incluido el embargo de armas. Es importante que "mostremos que estamos dispuestos a enmendar el embargo y así enviar un mensaje a Asad", el presidente sirio, dijo el ministro británico, William Hague.

"Estamos tratando de encontrar una posición común", añadió. Pero el ministro austriaco, Michael Spindelegger, volvió a insistir que "espera encontrar un compromiso" para "prolongar el embargo".

En el mismo sentido se pronunciaron Finlandia, República Checa y Suecia. La mayoría de países, entre ellos España e Italia, se inclinan por un punto intermedio: un levantamiento parcial del embargo, bajo estrictas condiciones y evaluando caso por caso.

España exhortó este lunes a sus socios a enmendar el embargo "para proteger a la sociedad civil". De todas maneras, el ministro español de Asuntos Exteriores y Cooperación, José Manuel García-Margallo, aclaró que habrá que evaluar "caso por caso para evitar que [las armas] caigan en manos equivocadas".

El ministro subrayó que la posición de mantener el embargo tal como está "ni garantiza ni ayuda a detener la masacre de la población siria". Cualquier decisión necesita la unanimidad de los Veintisiete, por lo que deberán alcanzar un consenso. El servicio diplomático de la UE considera tres opciones sobre la mesa: la primera sería prorrogar el embargo tal como está, por un tiempo determinado, "ejemplo tres meses más", según un documento que la AFP obtuvo copia.

La segunda sería levantar el embargo, sin excepciones para beneficio de la oposición. Y la tercera sería enmendar el embargo, "para proteger a los civiles, evaluando caso por caso y bajo condiciones", definiendo claramente qué armas y a quién se podrían entregar. Ante las profundas divisiones, algunos ministros expresaron sus dudas de que se llegue a un acuerdo.

"Un desacuerdo en Europa enviaría la señal equivocada", advirtió el ministro alemán, Guido Westerwelle. "Cuanto más actúe Europa, más influencia tendremos para combatir la violencia en Siria", añadió. La organización humanitaria Oxfam estimó que un levantamiento del embargo podría tener "consecuencias devastadoras" para la población civil.

Eso "sería irresponsable y podría acabar con el frágil atisbo de esperanza que ofrece la cumbre americano-rusa".

AFP