Archivo

Aeropuerto de Londres vuelve a la normalidad tras emergencia

Un avión tuvo que aterrizar de emergencia tras presentar una falla mecánica.

24 de mayo 2013 , 06:11 a.m.

El aeropuerto londinense de Heathrow está ya "totalmente operativo" tras cerrarse hoy temporalmente sus dos pistas por el aterrizaje de emergencia de un avión, poco después de despegar con destino a Oslo, informó el aeródromo.

Las dos pistas fueron cerradas en la mañana del viernes después de que un Airbus A319 de la aerolínea British Airways (BA), con dos pilotos, 75 pasajeros y 3 empleados de cabina a bordo, tuviera que efectuar un aterrizaje de emergencia por un "fallo técnico", según la aerolínea.

Todos los pasajeros y la tripulación fueron evacuados de manera segura mediante rampas tras el incidente, que ocurrió hacia las 9 a.m. (hora local), y están "siendo atendidos", de acuerdo con el portavoz de BA.

Si bien la pista sur de Heathrow, uno de los aeródromos de mayor tránsito de Europa, reanudó sus servicios al poco tiempo, la pista norte permaneció cerrada hasta alrededor de las 11 a.m. (hora local).

La aerolínea británica informó de que se llevará a cabo "una investigación completa" para esclarecer este incidente, en el que la pericia del piloto parece haber sido determinante. Algunos pasajeros relataron a la cadena pública BBC que vieron salir humo negro de uno de los motores del aparato y otros señalaron que también les pareció ver llamas.

Heathrow afirmó en un comunicado que "el aeropuerto ha regresado a la normalidad" aunque recomendó a los viajeros contactar con sus aerolíneas y "revisar el estado" de sus vuelos al prever retrasos. Un total de 23 vuelos fueron desviados a otros aeródromos de la capital británica, mientras Heathrow alertó de posibles retrasos "de hasta 60 minutos" a causa del incidente, que investiga la Oficina de Investigación de Accidente Aéreos (AAIB).

Tres personas tuvieron que ser tratadas por "heridas menores", según el Servicio de Ambulancias de
Londres. La Policía Metropolitana de
Londres aseguró mediante un mensaje en su cuenta de Twitter que los agentes que operan en Heathrow "colaboraron en la respuesta al aterrizaje de emergencia" y aclaró que lo ocurrido "no está siendo tratado como un incidente terrorista a estas alturas".

El capitán Mark Searle, presidente de la Asociación de Pilotos de las Aerolíneas Británicas (BALPA), elogió hoy "el trabajo profesional" llegado a cabo por los pilotos y apuntó que "se pasan toda su carrera entrenando para gestionar incidentes así y evitar que se conviertan en desastres".