Archivo

Insisten al Eln que deje en libertad a ingeniero

Familia de León Montes descarta rescate militar y espera gesto de paz, 10 meses secuestrado.

notitle
17 de mayo 2013 , 08:52 a.m.

Con el pasar de los días el drama para la familia Montes Ceballos persiste.

Marchas, plantones, misas y súplicas, no han sido suficientes para que los guerrilleros del Eln liberen al ingeniero forestal León Andrés Montes de un cautiverio en el que ajusta 10 meses.

Han tocado las puertas de todo el mundo, pero la de los subversivos sigue cerrada.

La del Gobierno, en cambio, la abrió el mismo presidente Juan Manuel Santos, en una reciente visita a El Peñol, municipio paisa del que es oriunda la familia.

Sin embargo, a ese llamado aún nadie responde. Según María Isabel Ceballos, madre del ingeniero forestal de 31 años, el mandatario delegó a funcionarios que los abordaron y se comprometieron a ayudarlos, pero nada sabe sobre su hijo.

También las Fuerzas Militares llegaron a la familia para solicitarles autorización para desarrollar un rescate militar, pero la respuesta fue enfática: no.

“Ellos hacen su trabajo, pero no estamos dispuestos a esa opción del rescate. Queremos a nuestro hijo y abogamos por la vida”, expresó Ceballos.

León Andrés fue secuestrado el 30 de julio de 2012 en el municipio de Amalfi, nordeste antioqueño. En ese momento trabajaba para una multinacional deforestadora en esa región.

Luego de 15 días de retenido su empresa fue notificada por un video del rapto.

“Ahí decía que la organización que lo tenía era el ELN. León Andrés expresó que esperaba a que se solucionaran inconvenientes que tenían los subversivos con la empresa para que lo liberaran, recordó Ceballos, angustiada y al tiempo que admitió que luego del secuestro de su hijo la relación con la empresa de origen chileno ha sido distante.

A principios de este año la única prueba de supervivencia que han recibido directamente sus familiares llegó a la casa de los Montes Ceballos. Una fotografía en la que el muchacho ya denotaba el desgaste del cautiverio.

La madre, con lágrimas en sus ojos, insistió en sus súplicas a los jefes del ELN para que dejen en libertad.

“Que su liberación sea una demostración que quieren la paz. Esta es la oportunidad de creer en el compromiso de la guerrilla con Colombia”, acotó.

La unión de los antioqueños, en cabeza del gobernador Sergio Fajardo, pidiendo la libertad de León Andrés la hace sonrrojar. Mientras tanto sigue preparando su recibimiento con una carne asada, el plato que más le gusta a su hijo ausente.

Víctor Andrés Álvarez C.
Redactor de EL TIEMPO
Medellín