Archivo

Tesla Model S: un eléctrico deportivo premium enchufado en calidad, ventas y tecnología

Buenas calificaciones, ventas y un compromiso con la tecnología de vanguardia, están convirtiendo a la marca estadounidense Tesla en un modelo a seguir. También trabaja en el 'piloto automático'.

notitle
09 de mayo 2013 , 12:29 a.m.

El fabricante de autos eléctricos Tesla ha estado de plácemes por estos días, pues la afamada Consumer Reports le otorgó la máxima puntuación en la prueba de manejo a su modelo S. Las críticas han sido tan buenas que el auto recibió 99 puntos de 100 posibles, siendo el auto que mejor calificación ha recibido a lo largo de los seis años de pruebas de esta publicación.

El modelo S solo recibió elogios de parte y lo consideran el mejor auto que han probado hasta el momento. El Tesla Model S es un sedán deportivo eléctrico, con una autonomía que llega hasta los 480 km y unas prestaciones que asombran: acelera de 0 a 100 kph en 4,4 segundos. Su precio inicia en 57.400 dólares.

Ahora bien, en lo que respecta a las ventas y conociendo de antemano que una de las grandes barreras es el precio de los autos eléctricos; parece que en Estados Unidos y Canadá quiere ir en ‘contra de la corriente’, prefiriendo los eléctricos de lujo. Lo anterior se traduce que durante el primer trimestre de 2013 el Tesla Model S, fue el eléctrico más vendido en Norteamérica, superando notablemente al Chevrolet Volt y al Nissan Leaf.

De acuerdo con un portavoz de Tesla Motors, el fabricante californiano de eléctricos habría entregado 4.750 unidades del Model S en Estados Unidos y Canadá durante el primer trimestre de 2013; contra las 4.421 unidades de Chevrolet Volt y las 3.695 de Nissan Leaf, matriculadas en el mismo periodo.

Por último se conoce que Tesla llegó a un acuerdo con el gigante informático Google para desarrollar en conjunto un auto con 'piloto automático'. Después de las pruebas hechas con un Toyota Prius por más de 300 mil kilómetros, ahora Tesla busca un proyecto con Google para sacar adelante la conduccíón robotizada, como en los aviones.

Según se afirma, la tecnología sin conductor de Google ya está probada y técnicamente es viable, pero su implementación requiere de tiempo y recursos. Nissan también ha estado caminándole al proyecto y asegura que en 10 años se verán los resultados; mientras Google afirma que le bastan cinco años para ponerlo a rodar, con una tecnología basada en cámaras de video y un programa capaz de reaccionar a situaciones externas.

Por ahora desde Tesla se han pronunciado y mantienen el proyecto como “algo interesante, pero que no es prioridad”.