Archivo

Fuerte candidato a ser Papa vivió en Manizales

Luz Marina Beltrán, su amiga, está confiada en que será este cardenal el sucesor de Benedicto XVI.

notitle
14 de febrero 2013 , 11:34 p.m.

Desde su cama, donde reposa todos los días por la artritis reumatoidea juvenil que padece, Luz Marina Beltrán cuenta cómo conoció al canadiense Marc Ouellet, uno de los cardenales que más suena para ser el nuevo papa.

"Cuando yo escuché que Benedicto XVI renunció, suspiré, cerré los ojos y pensé en mi gran amigo", cuenta Luz Marina, quien conoció a Ouellet hace 29 años cuando él vivió en Manizales.

En esta ciudad, el cardenal se desempeñó como profesor de teología y filosofía en el Seminario Mayor, desde 1974 hasta 1978; y más tarde fue rector de esta institución de 1984 a 1988.

Durante estos años, un fuerte lazo creció entre Luz Marina y Ouellet, quienes entablaron una amistad que hoy perdura, la misma que esta mujer de 52 años describe como una bendición.

Mientras se acomoda lentamente en su cama, y coge con dificultad la fotografía de su amigo, recuerda: "Los dos nos impactamos, él por mi enfermedad y yo por esa dulzura y bondad que irradia", dijo.

Desde ese momento, el cardenal siguió visitándola, dándole mensajes de superación, cariño y fuerza. Luz Marina guarda en un viejo baúl debajo de su cama las fotografías que le tomaron en el 2006, la última vez que se vio con Ouellet.

"Cómo te extraño amigo, oro por ti todos los días. Y yo sé que vas a ser papa", le dice Luz Marina a la imagen que, según ella, la impulsa a seguir viviendo cada día.

Al igual que ella, miembros del clero católico en Manizales recuerdan con gratitud los años que compartieron con el canadiense. "El cardenal era feliz acá, le encantaba la comida, la gente, se preocupaba por la comunidad; y ver que él continuó visitando a esta señora es una muestra de cariño muy grande", dijo Óscar González, canciller de la Arquidiócesis de esta ciudad.

"Esta es la primera vez que un cardenal que vivió en Colombia podría llegar a ser papa, y nos llena de felicidad saber que él lleva a Manizales en su corazón", concluyó.

MÓNICA ARANGO
Corresponsal de EL TIEMPO Manizales.