Archivo

Así comenzó el camino para la canonización del padre García-Herreros

Se lo recuerda por sus obras sociales. El hecho más polémico de su vida: la relación con Escobar.

notitle
13 de febrero 2013 , 09:23 p.m.

El sacerdote cucuteño Rafael García-Herreros, célebre por crear el programa de televisión 'El Minuto de Dios', al igual que las obras sociales que llevan el mismo nombre, podría ser santo.

Así lo anunció ayer el cardenal Rubén Salazar, quien señaló que la comunidad eudista -a la que él pertenecía- recibió el aval de los 86 obispos y arzobispos del país para que se inicie el proceso oficial de beatificación en el Vaticano.

"El padre García-Herreros fue un hombre extraordinario que le dedicó su vida a servir a los más necesitados", exaltó Salazar, quien recordó que pese a haber recibido miles de millones de pesos para sus obras sociales, murió en la pobreza.

La obra que este sacerdote comenzó a mediados del siglo pasado ha logrado construir más de 70.000 casas, una universidad, 11 colegios y cinco emisoras, además del reconocido Banquete del Millón.

Durante el anuncio del inicio del proceso de canonización del padre, los periodistas le preguntaron al cardenal Salazar sobre el hecho más polémico de la vida del religioso: la relación con el narcotraficante Pablo Escobar Gaviria.

"Pudo haber momentos un poquito oscuros, como esa supuesta amistad con Pablo Escobar; uno no sabe qué fue lo que pasó", respondió Salazar.

"No hay que mirarlo como si hubiera sido amigo de un narcotraficante, sino el esfuerzo que hizo para que en ese momento fuera sanada esa situación de violencia", añadió.

En su momento, al referirse a la donación de una finca que le hizo el capo, García-Herreros dijo: "Esa es una manera de él hacer el bien y resarcirse de su mala actuación en el pasado. Todo hombre tiene derecho a hacer el bien aunque sea un hombre culpable, no debemos negarle esa posibilidad. Si usted es un pecador, siente la necesidad interior grande de hacer el bien y de equilibrar el mal que haya podido hacer. De modo que a mí me parece que a Pablo Escobar no se le puede negar esa posibilidad".

El padre es recordado también porque en mayo de 1991 logró que el narco -responsable del asesinato de políticos y de atentados terroristas- dejara libres a los periodistas Francisco Santos, entonces jefe de redacción de EL TIEMPO, y Maruja Pachón, cuñada del candidato presidencial Luis Carlos Galán, asesinado por orden de Escobar en 1989. Un mes después, tras enviarle un mensaje en su programa de TV y reunirse con él, el capo se sometió a la justicia.

Gloria Pachón de Galán, esposa del inmolado líder liberal, consideró que "el padre García-Herreros actuó de buena fe. No creo tampoco que lo hayan involucrado como colaborador de Escobar. Todo lo contrario".

El general Miguel Maza Márquez, exdirector del DAS, por su parte dijo que "Escobar utilizó al padre como un mediador, que transmitía en clave sus mensajes. Particularmente, no entendí cómo un pastor de la Iglesia estuviese muy cerca de un asesino de miles de víctimas inocentes".

Lo que sigue para la santificación

Después del aval de los obispos, el Vaticano debe declarar las 'virtudes heroicas' del padre. Primero sería proclamado Siervo de Dios y, después de comprobarse algún favor milagroso, beato.
Lo último es la canonización.