Educación

Conductas inadecuadas de los niños: pautas por seguir para orientarlos

Todos los hijos, en algún momento, tendrán alguna dificultad en obedecer o hacer lo correcto.

Conductas inadecuadas de los niños

En el caso de las mentiras existen tres razones para decirlas: buscar atención, evitar meterse en problemas y lograr sentirse mejor.

Foto:

123RF

08 de abril 2018 , 10:00 p.m.

Todos los hijos tendrán alguna dificultad en obedecer o hacer lo correcto; sin embargo, hay que mirar cuáles son esas conductas y cuál debe ser su manejo.

En el caso de las mentiras existen tres razones para decirlas: buscar atención, evitar meterse en problemas y lograr sentirse mejor. Indague hasta conocer la razón detrás de esas conductas.

En muchos casos, los niños sienten que no cumplen con las expectativas que tienen sus padres de ellos, lo que los lleva a inventar cosas donde aparecen como lo que les gustaría ser, pero aún no son. Por ello, dígales que los quieren tal cual son. Cuando le hable de la mentira, recalque que no es bueno acudir a ella para llamar la atención. La honestidad, entonces, debe ser un valor, y que si miente habrá una consecuencia negativa.

Otro problema de conducta es el uso inadecuado de las pantallas tecnológicas, pues hoy los niños siempre están conectados. Sea usted un buen modelo, ponga límites en lo tecnológico y su tiempo de uso. Ya se sabe que la tecnología sí es adictiva y vuelve a los niños pasivos.

Otro problema común en los hogares son las conductas inadecuadas de los niños a la hora de comer. Por lo general, los más pequeños juegan con ella y los papás se asustan porque el niño no come bien. Lo que debe hacer es no darle a la comida una importancia exagerada, y no le ruegue que coma. La hora de comer debe ser un ritual agradable. Dele unos 10 minutos, y si no come no habrá más alimento hasta la próxima comida, y aunque se moleste, se dará cuenta de que tiene que aprovechar ese momento de alimentarse porque después tendrá hambre.

El comportamiento irrespetuoso es otra de las conductas inadecuadas en las que caen muchos niños. Para manejarlo, los padres deben decirles que esto es una falta de respeto inaceptable y que debe retirase porque en esas condiciones usted, como padre, no lo va a atender. Recuerde que el respeto es el mejor ingrediente del amor y así debe manifestarse en un hogar sano. Un niño que no respeta a sus padres no respetará a nadie.

Otros comportamientos inadecuados son las quejas y peleas frecuentes entre hermanos. En casi todos los hogares los niños sienten que quieren más al hermano; sienten preferencias y pelean por la atención de los padres, pero una buena forma de manejar esa rivalidad es decirles que den una sola versión de la pelea. Verá que casi nunca vuelven, porque no se pondrán de acuerdo y no acepte las quejas frecuentes. Diga a sus hijos que los atenderán cuando busquen soluciones a los problemas y no problemas a las soluciones.

ANNIE DE ACEVEDO
Psicóloga y educadora

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA