Vida

Que nadie olvide el día en que los novios se casaron

La naturaleza es el escenario más escogido por las parejas como escenario para su boda.

Hotel

Elegancia sin ostentación es lo que buscan las parejas actuales a la hora de definir el estilo de su boda.

Foto:

Cortesía Hotel Sofitel Santa Clara

06 de julio 2018 , 10:20 p.m.

Cada vez más las gente se casa como se quiere casar y no como la norma decía que se debía hacer, ni como los papás imponían que fuera. Así las cosas, ningún matrimonio se parece a otro, porque cada pareja es única.

Aunque la mayoría, especialmente la novia, busca ideas en internet, principalmente en Pinterest, a la hora de la verdad son los wedding planner quienes se encargan de hacer realidad –y hasta de aterrizar– esos sueños, muchas veces alimentados incluso antes de tener un novio para casarse.

Más que lo que está de moda, los novios buscan esa decoración, ese ambiente, esos detalles, que los representen, que reflejen su personalidad y estilo de vida.
“Los estilos de matrimonio son tan amplios como son las parejas”, dice Julián Posada, planeador de eventos en Medellín. “Ellos buscan esos detalles particulares que los identifican: si les fascinan los libros, que haya libros; si les encanta la música, que el matrimonio sea muy musical; si comparten el gusto por la gastronomía, entonces la boda que gire en torno a la comida; si les gusta disfrazarse, que haya disfraces en la fiesta”.

Y como dice Leonardo Artigas, presidente de la Asociación Latinoamericana de Especialistas en Protocolo, Eventos y Bodas, quien participó como conferencista en el Wedding Forum 2018 que organiza el hotel Sofitel Santa Clara cada año en Cartagena, “los novios quieren que la gente recuerde su fiesta, que su mejor souvenir sean los recuerdos que se lleven en su memoria”.

Parte fundamental para que el recuerdo sea inolvidable es el escenario y los especialistas afirman que el telón de fondo que suelen elegir los novios actuales es la naturaleza.

“La playa sigue siendo un lugar especial para una boda, pero ahora también buscan el campo, con un lago, con montañas alrededor”, comenta Artigas.

“La constante hoy es conectarse con la naturaleza, aprovechar la luz de la tarde y que la fiesta comience en la noche”, dice Posada.

Y Andrés Cortés, diseñador y decorador de eventos, agrega que “hoy los novios buscan sitios más relajados y tranquilos, donde se pueda extender la fiesta hasta el otro día”.

Así, Cartagena, Santa Marta, Palomino (en La Guajira), las fincas del Eje Cafetero y las montañas antioqueñas se han convertido en los destinos preferidos de muchas parejas colombinas. Estos lugares les permite vivir una experiencia, incluso de varios días, a gran parte de sus invitados, especialmente cuando alguno de los dos se casa con un extranjero.

Esto no quiere decir que por campestres que sean, los matrimonios deban ser informales o rústicos. Los expertos coinciden en que al mismo tiempo los novios quieren elegancia y en estos parajes también se pueden hacer enlaces muy chics, románticos, majestuosos, pero sin ostentación. “A los millennials no les gusta esto”, dicen.

Resaltan que, aunque no quieren las formalidad de otras épocas, sí les gusta mantener cierto protocolo, la excelente atención y presentación de todo.
“El cine y ahora Netflix marcan tendencia. Por ejemplo, a partir de la serie inglesa Downton Abbey, volvió mucho esa etiqueta de la mesa, del comportamiento”, comenta Artigas.

Esto implica mesas muy bien decoradas con vajillas, cristalería y mantelería con todas las de la ley. “Tienen muchas ganas de que todo esté muy bien puesto. Me caso informal pero que todo esté bonito”, dice Posada.

Adornar y ofrecer un menú con productos locales combinados con otros más generales también es algo muy frecuente por estos días. La variedad de frutas, flores y follajes que ofrece nuestro país permiten decorar y preparar platos con mucho sabor.

¡Que viva la rumba!

Lo que realmente quieren disfrutar los novios es la fiesta hasta último momento y más allá.

No tienen afán de irse, sino de compartir con todos sus invitados. “Ya no hay casi invitados por compromiso. Los novios quieren estar rodeados por familiares y amigos más cercanos”, afirman los organizadores profesionales.

Esto es parte del hecho de que cada vez es más frecuente que sean ellos mismos los que paguen los gastos de la celebración, pues son profesionales estables, con sus propios ingresos y eso les da mucho más independencia para elegir y decidir.

Por eso, la fiesta va a hasta el amanecer y muchas veces incluye after party; los novios arrancan con los más allegados a otro sitio. “En Cartagena se puede hacer un remate en un yate o barco en la bahía, con picadas y bebidas. Y en Bogotá, muchas veces se deja un salón más pequeño en el club o el hotel para que siga la fiesta”, según Andrés Cortés.

Destinos para matrimonio

Si elige un destino de bodas, uno de esos lugares ideales para casarse, como Cartagena, asegúrese de varias cosas:

- Que haya vuelos directos hacia el lugar, especialmente si viene gente de otros países.
- Que su wedding planner cuente con proveedores locales (catering, fotógrafo, música, flores, etc.) de calidad y cumplimiento.
- Ofrezca planes (turismo, paseo, brunch, rumba, salidas a comer, etc.) para antes y después de la boda, que sean seguros y confiables para los visitantes.

Consejos para planeadores de matrimonios

En el Wedding Forum también participó la reconocida wedding planner Tatiana Byron, experta en organización de eventos, quien dio estos consejos para sus colegas.

- Tengan en cuenta que el 89 por ciento de las parejas buscan información en internet, Pinterest es la principal; ¿está visible allí?

- Los lunes por la mañana es la hora de más tráfico, porque las novias llegan a la oficina a buscar. ¿Está sintonizadas con ellas?

- La página web es la cara de la compañía, la forma que lo encuentran. ¿Refleja la experiencia que tiene? ¿Están actualizados sus datos de contacto? ¿Siempre hay alguien que conteste el teléfono, que responda rápido un correo?

- Si tiene un blog en su página hay que actualizarlo frecuentemente, con información útil.

- No abandone a los novios el día después de la boda. Qué tal tenerles flores al regreso de su luna de miel o felicitarlos en su aniversario. Fidelizar a una pareja puede traer nuevos clientes.

- No deje cabos sueltos. Si tuvo una mala experiencia con un cliente, trate de arreglar las cosas; le puede hacer muy mala fama.

REDACCIÓN VIDA
​natdia@eltiempo.com

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA