Novedades Tecnología

Las advertencias de Stephen Hawking sobre la inteligencia artificial

El científico, que falleció este miércoles, alertaba sobre el desarrollo de esta tecnología.

Stephen Hawking

Stephen Hawking fue un reconocido físico teórico, astrofísico, cosmólogo y divulgador científico británico.

Foto:

EFE

14 de marzo 2018 , 04:54 p.m.

"El éxito en la creación de la inteligencia artificial podrá ser el evento más grande en la historia de la humanidad. Desafortunadamente también sería el último, a menos de que aprendamos cómo evitar los riesgos", con esta frase, Stephen Hawking, el célebre científico británico, expuso en 2014 en una publicación en el The Independent, los principales argumentos de su posición crítica y la mayoría de sus advertencias públicas de los últimos años frente a la inteligencia artificial (IA por sus siglas en inglés).

Hawking, que falleció esta madruga del 14 de marzo a los 76 años, advertía que la falta de protocolos o regulación en los avances de la IA generaban muchos riesgos. A pesar de que en escenarios como la Web Summit de 2017, el astrofísico señalaba que estos sistemas podría llevar al exterminio de la raza humana si no llegaban a ser suficientemente controlados, tampoco promovía la prohibición de las investigaciones en el campo, sino que hacía un llamado a la comunidad científica a estudiar seriamente el tema. 

El científico llamaba la atención sobre la temática diciendo que al entender los innumerables riesgos o beneficios de la IA existían "pocas investigaciones serias a estos temas fuera de institutos sin fines de lucro como el Centro de Cambridge para el Estudio del Riesgo Existencial, el Instituto del Futuro de la Humanidad, el Machine Intelligence Research Institute y el Future of Life Institute".

Con la creencia de que la comunidad científica aún no se estaba preocupando lo suficiente por mantener bajo control un eventual sistema de inteligencia artificial autónoma el día en que se descubriera, el físico también publicó un artículo en conjunto con los expertos Stuart Russell, especialista en computación, y los físicos Max Tegmark y Frank Wilczek.

Mientras que el impacto a corto plazo de la IA depende de quién lo controla, el impacto a largo plazo depende de si se puede controlar en absoluto

El físico de fama mundial también se mostraba preocupado por los efectos de la tecnología en la fuerza de trabajo. A través de una columna en The Guardian, advirtió que la inteligencia artificial reduciría los trabajos de la clase media por la creciente automatización y empeoraría la desigualdad. “La automatización de fábricas ya ha diezmado trabajos en la fabricación tradicional, y es probable que el aumento de la inteligencia artificial extienda esta destrucción de empleo profundamente en las capas medias, sólo los roles de cuidado, creativos o de supervisión permanecerán”, reza el texto publicado.

El científico aseguraba que la inteligencia artificial traería aumentos radicales en la eficiencia de la industria, pero se mostraba preocupado por la gente común que se viera afectada por el desempleo y la incertidumbre, ya que sus trabajos humanos serian reemplazados por las máquinas.

Centros de todo el mundo han manifestado sus condolencias y han realizado homenajes a Hawking. El Future of Life Institute, del que fue Hawking miembro fundado de la junta de asesoramiento científico y con quienes venía adelantando investigaciones y conversaciones en materia de inteligencia artificial y el uso de la tecnología para ayudar a la humanidad a largo plazo, aseguró en un memorial dedicado al científico británico: "Mientras lloramos la pérdida de Stephen Hawking, debemos recordar que su legado va más allá de la ciencia".

"Su activismo reveló la misma intrepidez visionaria que su vida científica y personal: vio más adelante que la mayoría de los que le rodeaban y no tuvo miedo de emitir una alarma controvertida sobre el descuidado manejo de la humanidad de la tecnología poderosa, desde armas nucleares hasta inteligencia artificial", reza el texto publicado en su sitio web.

Hawking también reconocía que los beneficios potenciales de la IA eran enormes y que podría priorizarse la erradicación de la guerra, la enfermedad y la pobreza. Sin embargo, también aludía a los esfuerzos de algunos países en la investigación e implementación de los sistemas letales de armas autónomas y a que la IA transformaría las economías a una velocidad tal que podría generar grandes riquezas pero también grandes brechas, citando el estudio de Erik Brynjolfsson y Andrew McAfee en The Second Machine Age. 

El científico también señalaba que era posible imaginar que la IA se perfeccionara a sí misma más de lo que los humanos lo hubieran hecho. Con ello, podría convertirse más astuta que los mercados financieros, podría manipular a los líderes humanos o desarrollar armas inimaginadas. .

"Mientras que el impacto a corto plazo de la IA depende de quién lo controla, el impacto a largo plazo depende de si se puede controlar en absoluto", decía.

Durante el Web Summit del año pasado, Hawking se mostró más optimista. Aseguró que creía en la capacidad de generar IA y utilizarla para el bien del mundo y para que funcionara armónicamente con la humanidad. Dijo: "Necesitamos ser conscientes de los peligros, identificarlos, actuar de la mejor manera posible y prepararnos para sus consecuencias con bastante anticipación".

REDACCIÓN TECNÓSFERA
@TecnosferaET

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA