Novedades Tecnología

En pistas de carreras se desarrolla la tecnología de autos eléctricos

La Fórmula E, campeonato internacional y hoja de ruta para la movilidad eléctrica.

La Fórmula E, la carrera de los autos eléctricosEL TIEMPO estuvo en la V parada de la Fórmula E, circuito Hermanos Rodríguez, en Ciudad de México. El campeonato internacional de los bólidos eléctricos es todo un laboratorio de pruebas para la movilidad eléctrica en el mundo.
Fórmula E

Introduzca el texto aquí

18 de marzo 2018 , 11:18 a.m.

Imaginen un mundo en el que cargar sus vehículos sea como cargar su celular, pero con una batería más grande, con el poder de la energía solar, eólica e hídrica. Viajar cientos de kilómetros con cero emisiones, en donde los autobuses transporten a las personas sin emitir ruidos ni contaminación y a un costo más bajo, conectados a una red renovable. Esta es la visión de fabricantes y líderes en electrificación para la movilidad del futuro.

Aquí tenemos una posición única para confrontar la tecnología, la carga, las conexiones a la red, la innovación y la habilitación digital de los autos

EL TIEMPO estuvo en la quinta parada de la temporada IV de la Fórmula E, el campeonato internacional de los monoplaza totalmente eléctricos, realizada en el Autódromo Hermanos Rodríguez, en Ciudad de México. Esta competencia, también conocida como la ABB FIA Fórmula E, por su patrocinador global, el gigante suizo de la electrificación ABB, y organizada por la Federación Mundial de Automovilismo (FIA), se ha convertido en un verdadero laboratorio de investigación y desarrollo de estos vehículos, que cada día toman más fuerza, no solo en las pistas sino también en el mercado automotriz, atendiendo a la búsqueda de una movilidad más amigable con el medio ambiente.

Fórmula E

Circuito Hermanos Rodríguez, Ciudad de México. Fórmula E.

Foto:

Anthony Collins Photography 2018

La primera temporada inició en 2014, y desde entonces, los avances resultan atractivos no solo en materia deportiva sino también en cuanto al desarrollo tecnológico. Aunque la competencia reina, la Formula 1, la ve como una categoría inferior, día tras día sigue sumando seguidores. Las válidas se realizan en circuitos organizados en las calles de grandes ciudades y también en autódromos. 10 equipos de todo el mundo participan en este campeonato, cada uno con 4 autos y dos pilotos, y un reglamento similar al de la Fórmula 1.

En la temporada I, los equipos utilizaron automóviles con motor idéntico, pero desde la segunda edición, la Fórmula E se convirtió en un campeonato abierto que permite a los equipos y fabricantes desarrollar sus automóviles. Esto significa el nacimiento de nuevas soluciones de propulsión y diseño, al igual que avances en la funcionalidad de la infraestructura y de las plataformas digitales conexas. Aquí la optimización de la batería es uno de los puntos más importantes y de mayor necesidad de estudio, conocimiento que busca ser implementado en los modelos de calle.

¿Cuáles son las principales diferencias entre un bólido de la F1 y uno de la Fórmula E?

En un recorrido por la zona de pits, los técnicos explicaron algunos puntos, que para los críticos del deporte, resultan bastante relevantes.

Además de que el primero funciona con gasolina y el segundo con energía eléctrica, la entrada a pits se convierte en la contraste más importante: mientras que en la F1 los bólidos cambian de neumáticos y se abastecen de combustible, en la Fórmula E los pilotos cambian de auto, pues la carga de la batería de estos solo dura de 25 a 30 minutos. La velocidad que desarrollan es una de las dudas más comunes: un monoplaza de la F1 puede alcanzar más de 350 km/h, mientras que uno de la Fórmula E solo puede llegar hasta los 225 km/h. 

  • La primera: los motores de los Fórmula E son eléctricos, mientras que en Fórmula 1, los motores usan gasolina.
  • Dimensiones: un bólido de Fórmula 1 mide alrededor de 4.8 metros de largo, mientras que el de Fórmula E lo sobrepasa por 20 centímetros.
  • Un F1 pesa 728 kg, mientras que un auto eléctrico tendrá un peso alrededor de 888 kg. (con el piloto incluido).
  • Un Fórmula 1 está hecho en fibra de carbono, mientras que el Fórmula E se realiza en carbono y aluminio.
  • En Fórmula 1, los monoplaza alcanzan velocidades de más de 350km/h; en Fórmula E llegan a los 225 km/h.
  • Las competencias de Fórmula E duran alrededor de una hora, mientras que en Fórmula 1 suelen durar aproximadamente dos horas.
  • En F1, los compuestos de los neumáticos van del ultra blando, súper blando, blando, medio, duro, intermedio y de lluvia. En Fórmula E se utiliza un solo tipo de neumático.
  • Pits: mientras en la categoría reina los monoplazas se detienen para hacer cambios de llantas y cargar gasolina, en Fórmula E el piloto debe cambiar de auto. La batería suele durar alrededor de 25 a 30 minutos, lo que significa que para completar la carrera dependen de otro auto.
  • Presupuesto anual: en la Fórmula E se gasta alrededor de cuatro millones de euros; cifra considerablemente baja, a comparación de lo que se necesita en Fórmula 1: 80 millones.
  • Calendario: 20 GPs conforman la actual campaña F1, mientras que la categoría de los eléctricos cuenta con 12 fechas, que pueden organizarse en circuitos callejeros. 
Fórmula E

Lucas Di Grassi, de Audi Sport ABT Schaeffler, actual campeón Fórmula E.

Foto:

Anthony Collins Photography 2018

Un arranque silencioso

Para quienes han presenciado una carrera de la Fórmula 1, el arranque de una válida de la Fórmula E puede resultar menos feroz por el número de decibelios que producen los motores eléctricos (80 dB), muy por debajo de los de combustión interna que alcanzan hasta los 130 dB. Los rugidos en la categoría mayor suelen ser ensordecedores. Aquí el ruido es por parte de los espectadores y anunciantes del evento, aun así, ver en acción 20 autos no deja de ser emocionante. No son tan rápidos como los del gran circo, pero tampoco pueden considerarse lentos.

En esta justa también pueden verse adelantamientos y, por tratarse de un deporte de motor, pueden apreciarse bólidos varados a mitad de carrera y a sus pilotos golpeando el volante, y en las pantallas gigantes instaladas en el circuito, a los técnicos con sus manos en la cabeza, o en su mejor momento, levantando las manos celebrando las maniobras de sus experimentados deportistas. Son 60 minutos de acción.

En la justa participan reconocidos pilotos y directores de equipos, algunos experimentados en Fórmula 1, como es el caso de Nelson Piquet Jr., del equipo Jaguar Racing, hijo del exitoso piloto brasileño Nelson Piquet, tricampeón de la categoría reina.

Al final de la lucha rueda a rueda, los ganadores reciben sus puntos y trofeos, y también se bañan en champaña, ante cientos de espectadores y los lentes de los medios de comunicación. Esta competencia que suma fieles seguidores en todo el mundo también es transmitida en vivo en varios países.

Datos curiosos y de interés Fórmula E
  • La estrella de Hollywood Leonardo DiCaprio, activista ecológico, es un seguidor aficionado y uno de los fundadores del equipo Venturi Formula E Team.
  • El actor Orlando Bloom, aficionado del campeonato, sufrió un leve accidente al conducir un bólido en el ePrix Marrakesh, pero no tuvo ninguna lesión.
  • El ‘fanBoost’. En la Fórmula E los seguidores pueden apoyar a sus pilotos favoritos a través de las redes sociales. Los tres pilotos más votados dispondrán potencia extra que les permite emplear hasta 200 kW (lo normal es 180) durante cinco segundos en la segunda parte de la carrera.
  • Ya fue presentado el Gen2, el auto que será utilizado en la V temporada. Este será más rápido y tendrá una batería que alcanzará para toda la carrera.
  • Este sábado 17 de marzo se realiza el ePrix de Punta del Este, Uruguay. El equipo chino TECHEETAH lidera la tabla de posiciones.
De las carreras a el transporte en las ciudades

Trasladar los conocimientos que nacen a partir de las pruebas en las pistas a los modelos de calle es un objetivo claro para acelerar la transición y la adopción del transporte limpio en el mundo. Cada día la infraestructura para la movilidad eléctrica se hace más fuerte, al igual que la red de carga. Un ejemplo es el sistema de autobuses TOSA, construido en Suiza, y que ya está en uso en Ginebra y pronto se implementará en la ciudad francesa de Nantes. El vehículo tiene la capacidad de cargar su batería en tan solo 20 segundos, a través de un brazo robótico, el mismo tiempo en que los pasajeros abordan y desembarcan.

Ya existen cargadores rápidos como el Terra 51, disponible en varias ciudades en forma de electrolinera, con los que un vehículo puede cargar en 15 minutos el 80 por ciento su batería. Aunque los precios siguen siendo altos, cada vez hay mayores ofertas de autos en cuanto a modelos.

La actividad deportiva no solo busca dar a conocer la tecnología a los ciudadanos sino también optimizarla, para que sea más accesible en materia económica.

En una entrevista con EL TIEMPO, Greg Scheu, presidente de ABB para las Américas, dijo que el principal objetivo de la alianza del consorcio con la carrera es demostrar el potencial de la movilidad sostenible. “Aquí tenemos una posición única para confrontar la tecnología, la carga, las conexiones a la red, la innovación, la habilitación digital de los autos, de manera que creemos que vamos a lograr una plataforma completamente distinta para la movilidad en el futuro”.

¿Cuánto falta para que los carros de carrera eléctricos desplacen a los de gasolina?
Es muy difícil hacer un pronóstico exacto, pero consideramos que son el futuro. Por ahora es una decisión usar o ver en competiciones vehículos de combustión interna o eléctricos, pero esta tendencia crece rápidamente.

¿Cómo ha sido la respuesta al campeonato en las diferentes ciudades?
Ha sido fantástica. La gente está notando que algo distinto se está dando y que esto se está convirtiendo en una ola en donde podemos ver cómo será el futuro usando tecnología que ya está disponible.

¿Cómo ve a Colombia en implementación de energías limpias para la movilidad?
Seguimos en las primeras etapas de observación de este mercado en Colombia. Creemos que tienen una gran oportunidad de utilizar este tipo de transporte. Si nos fijamos, hay varios proyectos que se están desarrollando para utilizar autobuses eléctricos o híbridos que crean un mundo más sustentable.

¿Cuáles son las barreras para la implementación de esta tecnología?
No hay problema con la tecnología, porque ya existe, pero va a requerir de tiempo para que los mercados comiencen a moverse, incluyendo que haya más disponibilidad de modelos y que sean más económicos. Se debe contar con estaciones de carga disponibles en sus casas, en centros comerciales o estaciones. También depende mucho de la disposición de los gobiernos.

Importante: autonomía, economía y medio ambiente

La fabricación de las baterías se ha convertido en el principal desafío, de ellas depende la autonomía, precio, velocidad de recarga y vida útil del carro. Ha habido grandes avances, pero aún hay mucho camino por recorrer. Los materiales con que son fabricadas no son abundantes, como es el caso de las baterías de iones de litio (cobalto y litio), utilizadas en la mayoría de los autos eléctricos, lo que no ha permitido que bajen los costos. Lo cierto es que hay muchas empresas trabajando en el desarrollo de estas y los progresos animan a los fabricantes a entrar al mercado.
Un vehículo eléctrico es más costoso en cuanto a adquisición, pero más económico en cuanto a consumo y mantenimiento. Por ejemplo, en Europa, recorrer 100 kilómetros en un carro eléctrico cuesta un euro, mientras que en uno de gasolina, puede costar alrededor de 5 euros.

Teniendo en cuenta el peso de una batería en relación con el de la gasolina y los kilómetros que se pueden recorrer, los carros de combustión interna siguen siendo más potentes y autónomos. Los grandes fabricantes siguen trabajando para competir en este mercado, como lo es el caso del nuevo vehículo de Tesla, que promete 1000 km con una sola carga.

Es importante destacar que los vehículos eléctricos logran reducir de manera considerable las emisiones de CO2 y de otros gases contaminantes, como las partículas en suspensión (PM) o los óxidos de nitrógeno (NOx), que pueden llegar a producir en núcleos urbanos problemas respiratorios, irritaciones o incluso muertes prematuras.

Por más de 150 años los motores de combustión interna han evolucionado. Los eléctricos se encuentran en su primera década de vida, y en materia deportiva, la Fórmula E hasta ahora llega a su cuarta temporada. Aún faltan muchas carreras que ayudarán a escribir el futuro de la movilidad en el mundo.


JOSE MAURICIO GRANADOS
@MaoGranados
ENVIADO A CDMX
CON INVITACIÓN DE ABB FÓRMULA E

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA