Degeneradas

Mujeres en la publicidad: amas de casa abnegadas o bombas sexuales

Los anuncios en la televisión o en revistas parecen no ir acorde con la evolución femenina.

Degeneradas - Publicidad machista

Esta publicidad salió a principios de los años 50 y fue un comercial para la marca ketchup. El mensaje fue calificado años después como sexista. Decía: ¿Quieres decir que una mujer puede abrirlo?

Foto:

Archivo particular

12 de julio 2018 , 07:21 p.m.

Es así. Aunque la 'publicidad' nació casi desde el momento mismo en que se imprimió el primer papel, las mujeres hemos sido retratadas por esta forma de comunicación más o menos desde los años 50, una década de prosperidad donde el consumo, principalmente en Estados Unidos, empezó a crecer. 

Las épocas las han pintado de forma diferente, pero pareciera que siempre con una premisa: una imagen ya floja y típica de ama de casa preocupada por el orden, obsesiva por la limpieza, dadora de cariño, que sabe cocinar, planchar, coser, lavar, etc.

Basta con encender la televisión o ver una revista y ahí está el estereotipo que persigue a la figura femenina desde hace más de 60 años. Y esto, sin duda, parece ser una fuerte discrepancia en un mundo donde ahora son más fuertes los movimientos feministas u otros como el #Metoo que lucha contra el acoso y la violencia de todas las formas hacia la mujer.

Si la publicidad es un reflejo de la sociedad, ¿quiere decir eso que hay un empoderamiento falso? ¿o que esos comerciales ya no están mostrando todo lo que somos ahora?

Es cierto que no todos los anunciantes han sido miopes a la transformación de las mujeres en el mundo. Basta ver comerciales de ciertas marcas que le apuestan a figuras femeninas reales o a personas que nunca se hubiese pensado -por los estándares que también aguantan las mujeres- que podrían protagonizar un comercial.

El caso de los hombres tampoco es menor. Los estereotipos masculinos son poco creíbles. Ni qué decir de la población LGBTI, que casi nunca sale en una publicidad

Es más, ya se pueden encontrar comerciales de toallas femeninas mostrando líquido rojo en vez del tradicional azul o verde que negaba la sangre de la menstruación. Recientemente un anuncio de la marca de rasuradoras Billie visibilizó el vello de las mujeres. Con el lema ‘Pelo. Todo el mundo lo tiene, incluso las mujeres’, por primera vez una chica se depiló de verdad frente a la cámara.

Pareciera, entonces, que los productos asociados a la higiene y a la belleza femenina están más o menos asociados con esas nuevas mujeres que hay en el mundo, pero los productos del hogar siguen mostrando un tipo de mujer encargada de la limpieza.

Y un escenario peor: si no se está promocionando la idea de una mujer delicada y abnegada, se muestra a una mujer sexy y convertida en un objeto de deseo para, por ejemplo, vender un carro. ¿Estamos estancados en los años 50?

Si cree que no, dele un vistazo a Mad Men, la serie del canal AMC que se popularizó en Netflix, y que justamente muestra, entre otras cosas, la evolución social de los años 60 y 70, en contra de la "resistencia" que pareciera tener la publicidad, especialmente con las mujeres.

Sexismo en la publicidad

La primera época de la publicidad mostraba a la mujer solo en un papel de ama de casa. Esta guía se escribió en 1953 por Pilar Primo de Rivera.

Foto:

Pilar Primo de Rivera

Ni qué decir del caso de los hombres. Los estereotipos que también se fijan en ellos como proveedores, machos alfa, fuertes, poderosos, ineficaces emocionales y en la cocina, también resultan insultantes y, a veces, poco creíbles. Y una cosa más que no se menciona: la población LGBTI, que casi nunca sale en una publicidad.

Si no se está promocionando la idea de una mujer delicada y abnegada, se muestra a una mujer sexy y convertida en un objeto de deseo

Todas estas cuestiones se hablaron en este episodio de Degeneradas, que contó con la participación de Paula Siabatto, directora de planeación estratégica de la agencia J Walter Thompson y de Valeria Silva, quien trabaja en el área de creatividad para esta misma empresa.

Degeneras - Publicidad mujeres

(D-I) Paula Siabato, directora de planeación estratégica de la agencia J Walter Thompson, y Valeria Silva, quien trabaja en el área de creatividad para esta misma empresa.

Foto:

Cindy Morales / EL TIEMPO

Para escuchar y descargar este y otros episodios del podcast usted puede ingresar el día y la hora que quiera a http://www.eltiempo.com/podcast/degeneradas o en la plataforma Spreaker.

Además, puede comentar los episodios en redes sociales con el hashtag #Degeneradas.

EL TIEMPO

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA