Más Opinión

Llegó la hora

Hoy, a los colombianos nos llegó a decidir, en plebiscito, si nos vamos o nos quedamos.

24 de agosto 2016 , 05:07 p.m.

Con los acuerdos de conciliación logrados entre el Gobierno y las Farc en La Habana, anunciados en alocución nacional del presidente Santos, y tal como lo prometió a los colombianos, podemos decir nos llegó la hora de decidir y refrendar en plebiscito si nos vamos con un ‘Sí’ al fin de conflicto armado por la paz y la reconciliación, por una mayor inversión y asignación de recursos de nuestro presupuesto; no a la guerra, sí al bienestar social de millones de colombianos, a la restitución de tierras y retorno de miles de campesinos a la recuperación del campo, al desminado, al final de los cultivos ilícitos, al perdón, a la indemnización, al retorno a la institucionalidad de guerrilleros amnistiados dentro de la ley y bajo la lupa y veeduría nacional e internacional, o si, por el contrario, con un ‘No’, a la continuación de la confrontación armada contra las Farc, al regreso de la guerrilla a sus frentes de guerra, a los ataques a pueblos, veredas y a la infraestructura del país, a los bombardeos y muerte de colombianos de ambos bandos, a volver a la siembra y explotación de cultivos ilícitos, al sembrado no de cultivos, sino de minas explosivas; en fin, a continuar con los horrores de la guerra y esperar otros 50 años a ver quién la gana.

Por eso, hoy, a los colombianos nos llegó a decidir, en plebiscito, si nos vamos o nos quedamos.

Rafael Antonio Córdoba Ardila

Chocó, propósito nacional

Señor Director:
El departamento del Chocó siempre ha sufrido de desidia y corrupción gubernamental y política, abandono nacional oficial y del azote de grupos delictivos. Ojalá esta coyuntura de exacerbación y protesta social chocoana conduela y una a las tres ramas del poder público y al país, para hacer de la prioritaria atención y buen desarrollo de este noble departamento, privilegiado por la naturaleza, un propósito nacional. Sobre la disputa territorial por el corregimiento de Belén de Bajirá, deberían consultar a sus habitantes, no a los políticos responsables de la miseria y defensores a ultranza de sus intereses particulares y feudos, a qué departamento quieren pertenecer. De pronto consideren que les favorece más y pueden tener mejor futuro, lo más importante y respetable, siendo antioqueños.

Luis Iván Perdomo Cerquera

¿Metro elevado o subterráneo?

Señor Director:
Sorprende la decisión del alcalde Peñalosa, que ha abogado por una ciudad y un entorno urbano amables, de construir un metro elevado. Los ejemplos son numerosos: Berlín, Chicago, París, Nueva York, Medellín, todos con indiscutible impacto urbano. Si bien la propuesta puede tener aspectos positivos en lo económico, el costo ambiental será inmenso, en particular en calles o avenidas estrechas. Los suelos de Bogotá son complicados y habrá sectores donde la solución subterránea no será factible, pero hay excelentes experiencias de construcciones con tuneladora (interceptor Torca-Salitre, que construyó el Acueducto de Bogotá en la primera administración Peñalosa), de 11 km de longitud, buena parte de los cuales pasa bajo varias urbanizaciones de Suba.

Santiago Montejo Rozo

______________________________________________________

opinion@eltiempo.com - @OpinionET

MÁS COLUMNAS

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA