Editorial

Porro y vallenato

Los dos géneros musicales finalmente han sidos reconocidos por la Real Academia Española.

27 de diciembre 2017 , 12:00 a.m.

El miembro de la Academia Colombiana de la Lengua Daniel Samper Pizano había advertido ya de la magnífica noticia: las palabras ‘vallenato’ y ‘porro’ han entrado al Diccionario de la lengua española, de la Real Academia Española. Vallenato significa “música y canto originarios de la región caribeña de Colombia, normalmente con acompañamiento del acordeón” y “baile que se ejecuta al ritmo del vallenato”. Porro quiere decir “música y canto originarios de la costa norte de Colombia, con influencia de los ritmos africanos” y “baile que se ejecuta al compás del porro”.

Hace dos años –en el 2015–, el vallenato había entrado a la ‘Lista de patrimonio cultural inmaterial de la humanidad en necesidad de salvaguarda urgente’, de la Unesco. Que llegue ahora al diccionario de la Real Academia no es solo un reconocimiento al enorme aporte que ha hecho aquella música a la humanidad –y al embellecimiento y la narración de la realidad–, sino el reconocimiento de todo lo que les ha dado la cultura colombiana a la hispanoamericana y a la experiencia humana en español.

Es el reconocimiento de todo lo que les ha dado la cultura colombiana a la hispanoamericana y a la experiencia humana en español.

Es también, puesto que la entrada de ‘vallenato’ y ‘porro’ forma parte de la incorporación de 3.345 modificaciones –redefiniciones, matizaciones, revisiones– a su diccionario, la demostración de que la Real Academia Española ha tratado de estar al día con los tiempos que corren. Ha dejado en claro el señor director de la institución que la Real Academia no cederá jamás a las presiones para que el diccionario sea políticamente correcto. Pero que la expresión ‘sexo débil’ sea entendida en esta actualización como peyorativa es prueba de que la Academia cojea pero llega y reconoce que las lenguas son más ingeniosas que los diccionarios.

El vallenato y el porro se escuchan y se bailan por toda Colombia, por toda Latinoamérica. Y era hora de reconocerlo y de nombrarlo: mejor tarde que nunca.

editorial@eltiempo.com

Vallenato

El vallenato tiene impacto en las nuevas generaciones. En la imagen, la niña monteriana Mélida Galviz Lafont, en el 45.° Festival de la Leyenda Vallenata.

Foto:

Archivo EL TIEMPO

MÁS EDITORIALES

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA