Editorial

Cáncer: mucho por hacer

Casi el 60 % de estos casos podrían evitarse o curarse si se hicieran las cosas como deberían ser.

15 de julio 2017 , 12:00 a.m.

No hay enfermedad que genere más temor y cuya sola mención sea tan devastadora como el cáncer, no solo en términos de bienestar físico y emocional, sino por el impacto económico que, además, representa. Lo paradójico es que si bien cada día existen más herramientas para entender y atender de manera eficiente este mal, las inequidades frente a la oportunidad y al acceso de estos son cada vez más evidentes.

Para la muestra está un estudio de The Economist Intelligence Unit (EIU) –dado a conocer esta semana– que comparó los indicadores que cualifican la atención integral del cáncer en 12 países de América Latina, incluida Colombia, y evidencia que las personas con menos recursos, independientemente de los modelos de salud que los cubren, son quienes reciben peor atención.

Y aunque esto parecería lógico, no lo es al ver que en la mayoría de los países de la región la salud es contemplada –en teoría– como una prioridad que privilegia a las poblaciones más desprotegidas, pero que en la realidad terminan multiplicando sus desequilibrios al enfrentarse al temido cáncer.

Entre los hallazgos se destaca que de esas naciones, la mitad carece de planes o protocolos para atacar la dolencia en sus múltiples manifestaciones, mientras que entre los que cuentan con ellos prevalecen necesidades de actualización y de mayores medidas para garantizar su ejecución y contrarrestar las desigualdades.

Aunque el país sale bien librado en un estudio comparativo sobre atención integral a pacientes, son muchas todavía las falencias del sistema de salud

Pero quizás lo que homogeneiza el modelo de atención en cáncer en Latinoamérica son las preocupantes cifras de diagnósticos tardíos, a tal punto que entre el 60 y el 70 por ciento de los casos nuevos pierden la oportunidad de mejorar el pronóstico que brinda la detección precoz, con el agravante de que la oferta de servicios se concentra en grandes ciudades, barrera de acceso que atenta contra la integridad del enfermo.

Lo llamativo es que si bien Colombia comparte estos indicadores, también ostenta números para sacar la cara. Su sistema de salud responde por la totalidad de los gastos de la población afectada, lo cual se traduce en una incuestionable seguridad financiera para las familias, que deben disponer del menor gasto de bolsillo entre todos los de los países analizados.

Sin embargo, es urgente echar a andar un modelo de atención en cáncer estructurado de manera integral con todos los componentes de la historia natural de la enfermedad, llevado a la práctica en un entramado de redes en el cual el paciente y su familia puedan fluir sin tropiezos, en armonía con lo estipulado por el precepto constitucional que cualifica la salud como un derecho fundamental.

En tiempos en que se reclama un ineludible pacto social contra la crisis de la salud, valdría la pena que todos los actores empezaran por tomar el cáncer como el piloto en el cual converjan teorías y pretensiones.

El centro de todo debe de ser el paciente. Es lo menos que se puede hacer contra una enfermedad que, según los pronósticos más alentadores, se duplicará en los próximos años y cuyas víctimas mortales serán 106 por ciento más. Cifras muy grandes, teniendo en cuenta que casi el 60 por ciento de estos casos podrían evitarse o curarse si se hicieran las cosas como deberían ser.

- editorial@eltiempo.com

MÁS EDITORIALES

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA