Opinión

El ultimátum

Ocho millones de votos son un ultimátum a la clase dirigente: o se reforman o se van.

21 de junio 2018 , 08:00 p.m.

Voté el domingo por Iván Duque y Marta Lucía Ramírez porque creo en priorizar el crecimiento económico para poder financiar el país que queremos. Colombia necesita crecer de manera elevada y sostenida, ojalá al 5 por ciento anual, para superar la pobreza. Sin crecimiento no hay cómo pagar por salud, educación, justicia y vías de calidad, así como por los demás bienes públicos que le pedimos al Estado que provea. Y el crecimiento surge de la actividad productiva del sector privado. Lo demás es literatura.

No obstante, al igual que la mayoría de los colombianos, voté con sentimientos encontrados. Tenía claro que mi opción era preferible a la alternativa que proponía Gustavo Petro, pero empañaban mi decisión los apoyos y adhesiones que recibió el candidato ganador. En las últimas semanas, toda la clase política tradicional, incluyendo a sus más enconados rivales de la última legislatura, buscó escampadero en las toldas duquistas.

Ahora bien, un apoyo no implica una alianza, y un candidato no tiene que responder por todas las personas que anuncian públicamente que votarán por él. Pero la principal hazaña del partido del presidente electo, el Centro Democrático, fue haber construido la mayor fuerza política del país sin beneficiarse de los cupos indicativos de la ‘mermelada’, sin recibir tajadas del presupuesto y con todo el establecimiento político y la mayoría de la prensa en contra: como un puro fenómeno de opinión.

Si el presidente Duque traiciona ese legado, es decir, si no cumple sus promesas de combatir la corrupción y la ‘mermelada’, perderá rápidamente la confianza de quienes lo eligieron.

Contra esas desventajas, logró imponerse en dos elecciones decisivas: la del plebiscito sobre el acuerdo con las Farc y las presidenciales. Si el presidente Duque traiciona ese legado, es decir, si no cumple sus promesas de combatir la corrupción y la ‘mermelada’, perderá rápidamente la confianza de quienes lo eligieron.

Pues si algo indican los ocho millones de votos que sacó su rival es eso: que la ciudadanía está harta de la corrupción y el clientelismo. Parte de quienes votaron por Petro lo hicieron por razones ideológicas. Otra parte lo hizo por antiuribismo medular. Pero una parte mayor, y que no excluye a las anteriores, encontró en Petro la manera de canalizar su “¡ya basta!” a la política tradicional. El extravío de la campaña de Vargas Lleras fue otra señal de ese hastío. Ocho millones de votos son un ultimátum a la clase dirigente: o se reforman o se van.

Petro, como el hábil político que es, supo recoger ese inconformismo y usarlo para ensanchar su caudal electoral a un tamaño nunca antes soñado por la izquierda democrática. Pero hay que entender bien el fenómeno: más que un gobierno de izquierda, lo que la sociedad colombiana está exigiendo es un cambio. El presidente electo deberá tomar medidas efectivas para combatir y limitar las prácticas corruptas –así pague un precio en gobernabilidad– o habremos simplemente pospuesto cuatro años la llegada de Petro al poder.

¿Y sería eso tan malo? Ya veremos cómo evoluciona el pensamiento político del nuevo líder de la oposición. Su discurso del domingo hubiera podido tener un tono constructivo; en cambio, fue la proclama de algo que muchos han comenzado a llamar ‘la resistencia’. Aún no se ha instalado el nuevo gobierno, y la oposición ya decidió que no hará oposición, sino ‘resistencia’. Para usar el lenguaje futbolero de rigor por estos días, entraron con los taches arriba. Así será muy difícil que haya algún tipo de reconciliación nacional en los próximos cuatro años.

Pero hay algo positivo en la beligerancia del líder de la Colombia Humana. Su actitud combativa, sumada a su copioso caudal de votos, servirá para mantener a raya cualquier exceso clientelista. Con ocho millones de votos alineados en contra, el partido del presidente electo sabe que cualquier paso en falso le costará la continuidad en 2022.

THIERRY WAYS
@tways / tde@thierryw.net

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA