Opinión

Muy ingrato ser presidente

Aleluya: políticos, columnistas, comentaristas y candidatos a todo prometieron prudencia.

19 de julio 2017 , 12:00 a.m.

Mundo perro, mundo guache, porque en Colombia hoy tenemos 23 candidatos a la presidencia, y ese puesto ha sido la cárcel para los expresidentes Humala, Toledo, Noriega, Martinelli y, posiblemente, Lula da Silva. Aquí buscan el trono presidencial Juan Manuel Galán, Roy Barreras, J. Enrique Robledo, Clara López, Sergio Fajardo, Rafael Nieto, Iván Duque y Carlos Holmes Trujillo. A ellos, tras la presidencia, el fogoso Joaquín Sabina les diría: “Que os vaya bien tras esa puñetera gloria del poder”. El expresidente Humala, de Perú, está en una cárcel por sus amoríos con Odebrecht. ¡Qué vaina, la señora Humala, first lady, también despilfarró millonadas!; vanidad de vanidades.

Fui a la peluquería señorera de José Luis Botero. Allí, 15 madrugadoras vanidosas opinaron del tuitazo del expresidente Uribe al youtuber y columnista Daniel Samper Ospina, quien, días atrás, había aclarado que nunca quiso ridiculizar a la niña Amapola ni a la senadora uribista Paloma Valencia. Las madrugadoras al peinado discutieron citando correos y escritos de los enfrentados. Fue casi antipático el roce entre paisas y bogotanas; la mayoría femenina y este servidor reprobamos el inesperado y estrambótico trino. Aleluya: políticos, columnistas, comentaristas radiales, televisivos y candidatos a todo prometieron prudencia. ¡Que lo cumplan!

Álvaro Castaño Castillo era experto en calambures chapinerunos. Es el apunte burlón, sin mala leche, que suena con mala leche. El poeta José Asunción Silva, al arruinarse, fue víctima de malosos calambures y dejó escrito que esos calambures que lo ridiculizaban fueron “arteros navajazos”. Bajen las furias y egolatrías; mi pareja, Lulita Arango, sabia en su medicina, aconseja yoga, meditación, parques y deporte. Aterrada, Maricarmen dijo en la peluquería que la tirantez política de hoy en Bogotá le recuerda la España del 36 al empezar la guerra civil. La ganó Franco; ruina total y 500.000 cadáveres.

Bonito país tenemos: nos mostró el noticiero de Caracol TV a don Eladio Restrepo, alcalde de Barbosa, Antioquia, mentándole la madre al sargento, policías, vecinos y a 15 señoras porque su embriaguez lo descarriló. Pido castigo: que siga de alcalde, pero que el sueldo se lo entreguen al ancianato San Gregorio y con autorización notarial.

Otra: que nunca más beba licor, se puede volver el bobo del pueblo y eso sería muy penoso para su esposa, doña Barbarita.

PONCHO RENTERÍA

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA