Opinión

¿Quién mató a Bobby Kennedy?

El enigma de un segundo pistolero enturbia la investigación del crimen.

07 de junio 2018 , 12:00 a.m.

La pregunta del título puede parecer absurda o cuando menos descaminada. Pero hay razones para pensar que el crimen que hace cincuenta años le cortó el camino al poder a Robert (Bobby) Kennedy no fue desentrañado, como se dijo desde el primer día.

Es casi una ley histórica que los magnicidios queden en el misterio. Lo inverosímil es que esto suceda cuando el crimen ocurre delante de testigos, el asesino es capturado y este confiesa su culpa. Por esto cuesta trabajo creer que Kennedy no murió por los disparos que le hizo a quemarropa el inmigrante palestino Sirhan Sirhan en la despensa del Hotel Ambassador de Los Ángeles el 6 de junio de 1968, sino por la herida fatal que le causó otro pistolero.

Esta versión del segundo atentado que conmocionó a Estados Unidos aquel año, después del que sufrió Martin Luther King en Memphis (Tennessee) dos meses antes, acaba de ser respaldada por el hijo de Kennedy que lleva su mismo nombre. En una reciente entrevista con The Washington Post, Robert Kennedy, hijo, sostuvo que su padre fue atacado por un segundo asesino y que este fue el autor del tiro mortal. Si esto fue así, el crimen de Los Ángeles podría correr la misma suerte del magnicidio del hermano de Bobby, el presidente John F. Kennedy, cometido cinco años antes en Dallas: la de un episodio polémico, sometido a toda suerte de especulaciones por tiempo indefinido.

Es casi una ley histórica que los magnicidios queden en el misterio. Lo inverosímil es que esto suceda cuando el crimen ocurre delante de testigos, el asesino es capturado y este confiesa su culpa.

El hijo de Kennedy visitó hace poco a Sirhan en la cárcel de San Diego (California), donde se encuentra recluido, para tratar de descubrir la verdad en un diálogo directo con él. Después se reafirmó en su posición, aunque no dio detalles de la conversación con el palestino, que hoy tiene 74 años y pocas posibilidades de recuperar su libertad. Kennedy se unió al reclamo de reabrir la investigación hecho por varias personas, entre ellas el exlíder sindical Paul Schrade, quien iba detrás de Bobby cuando entró a la despensa del hotel y fue enfrentado por Sirhan pistola en mano. Cuando ocurrieron los disparos, Schrade también resultó herido.

Las primeras dudas surgieron tras la autopsia, porque la herida mortal fue recibida por Kennedy en la parte de atrás de la cabeza. Pero la confesión de Sirhan fue suficiente para condenarlo a muerte (pena conmutada después por la de cadena perpetua), y el caso fue cerrado. Sin embargo, en el curso de varias infructuosas apelaciones, sus abogados señalaron que aquel no pudo ser el autor del tiro que hirió a Kennedy por detrás y, además, que en el caos que ocurrió en la despensa las cámaras de televisión que seguían al candidato captaron el sonido de trece disparos, mientras que la pistola calibre 22 que usó Sirhan solo tenía capacidad para ocho balas.

Kennedy acababa de pronunciar el discurso de victoria tras ganar la decisiva elección primaria de California, que le aseguraba la candidatura presidencial del Partido Demócrata y muy posiblemente la conquista de la Casa Blanca, y se dirigía a un salón del hotel para ofrecer una rueda de prensa, cuando fue atacado. A instancias de Schrade y otros seguidores de Kennedy que apoyan la versión del segundo pistolero se han realizado estudios de balística que alimentan las dudas. Pero la noticia de que Sirhan había matado a Kennedy se convirtió en la verdad desde el momento en que se divulgó. Sobre el asesinato se han escrito varios libros e infinidad de artículos periodísticos, la mayoría de los cuales acogen la versión original.

Si no fuera por el crédito que le ha dado el hijo de Kennedy, la teoría que incorpora un segundo pistolero al drama vivido hace medio siglo en el hotel de Los Ángeles podría ser considerada una obra de ficción, apta para convertirse en un capítulo más de 'El ministerio del Tiempo', la serie de Netflix que describe las pugnas entre los que defienden la realidad de las cosas como pasaron y los que quieren cambiar la Historia.

LEOPOLDO VILLAR BORDA

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA