Opinión

La culpa no es de la vaca

La vaca de De la Calle se presenta más como ejercicio de beneficencia que acto político.

06 de junio 2018 , 12:00 a.m.

La iniciativa ciudadana #UnaVacaPorDeLaCalle recoge dinero para el excandidato liberal, cuyo partido lo dejó encartado con un crédito personal de 1.534 millones de pesos. Van más de 16.000 personas y casi 700 millones de pesos y todavía quedan más de 20 días para donar. Varias voces, entre las cuales está la mía, se levantaron para criticar esta manifestación de la gente. Aquí explico mis reparos.

La plata habla. El problema está en que, en este caso, no queda claro qué está diciendo. ¿Por qué, en momentos en que los damnificados de Hidroituango reportan la falta de ayudas, tantos escogieron entregar dinero a un político acaudalado, convirtiendo este esfuerzo en una de las más exitosas experiencias de crowdfunding en Colombia? La respuesta se cae de su peso: una inmensa minoría del Sí le agradece a De la Calle el acuerdo de paz.

Pero la vaca de De la Calle se presenta más como ejercicio de beneficencia que acto político. No la acompaña una narrativa diferente a la de la solidaridad. Y debería. La vaca está en mora de hacer explícita la condena que conlleva: el Partido Liberal, en cabeza del director César Gaviria, traicionó al candidato.

Las contribuciones ciudadanas de bajo monto para causas políticas tienen poca historia en Colombia. Tampoco la tenían en Estados Unidos en 2008, cuando Barack Obama se convirtió en el primer candidato presidencial en acudir de manera directa al pequeño donante vía las nuevas tecnologías. Cuatro años después, la campaña de Obama se destacó por pedir tan solo cinco dólares a sus simpatizantes. Se recogieron 600 millones de dólares entre tres millones de personas.

Antes o después de la elección, ¿qué importa? La entrega de dinero se asemeja al depósito de un voto.

En 2010, la Corte Constitucional de Estados Unidos reafirmó, en United Citizens vs. la Comisión Federal Electoral, que el gasto monetario para apoyar a un candidato constituye una forma de libertad de expresión protegida, tal como lo sería esta columna, por ejemplo. Antes o después de la elección, ¿qué importa? La entrega de dinero se asemeja al depósito de un voto.

Tan enérgico es el poder de dinero que el boicot #GrabYouWallet para cerrar mercado a productos del conglomerado Trump cubre a más de 70 empresas. Almacenes de cadena cedieron a la presión y retiraron de su inventario la mercancía de la línea Ivanka Trump. Los dólares de la oposición se traducen en acción política.

¿Qué le falta a la vaca de De la Calle? Discurso. La falta de decisión de De la Calle para tomar determinaciones arriesgadas, en contra de la dirección del Partido Liberal, lo podrá haber llevado a cometer un sinfín de errores. Pero lo cierto es que el hombre de la paz no merecía el trato que César Gaviria le dio. Nada puede justificar la soledad en que lo dejó. Esta deuda, que no constituye una obligación jurídica del Partido Liberal, pero sí una responsabilidad política, no es más que la gota que derrama el vaso.

Parlamentarios repartidos en las demás campañas, un jefe de partido desleal y hasta incomunicado en Emiratos Árabes en plena época electoral, el saboteo de los acercamientos con Sergio Fajardo y, dado lo conocido hoy, ¿conversaciones tempranas con Iván Duque?

Mucho más sucedió tras bambalinas. Un mes permaneció en el escritorio de César Gaviria la solicitud de anticipo al cual todo partido tiene derecho para realizar campaña. Sin firma que permitiera su trámite, las actividades de De la Calle quedaron reducidas a la mínima expresión. Hoy, tan poco le importa al director del partido el destino del negociador de paz, que pretende retenerle el 20 por ciento de la reposición de los votos de la consulta, una suma que le agregaría unos 600 millones de pesos a la deuda.

La vaca carga la indignación en silencio. Así, le es funcional al Partido Liberal y lo releva de sus responsabilidades sin costo alguno. Pero, si terminamos en estas, la culpa es de César Gaviria.

LAURA GIL

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA