Opinión

Asegurar la votación

Seguramente van a ocurrir ataques al sistema de la Registraduría y a sus bases de datos.

05 de septiembre 2016 , 01:31 a.m.

Se acerca la votación por el acuerdo que realizó este gobierno con la banda delincuencial de las Farc. Las 200 y pico de páginas que lo conforman solo las entienden los juristas y los que las elaboraron, el resto del país no va a entender nada.

Pocas veces se había visto una polarización tan profunda en Colombia, gracias a la supuesta paz que se viene. Sin embargo, y con la votación tan cercana, es muy importante que la Registraduría tome las medidas necesarias e indispensables para evitar que delincuentes digitales la penetren y se roben los datos de los que votamos, o que alteren los resultados.

Ya se ven casos que prenden las alarmas. En Estados Unidos, hace pocos días, unos hackers se robaron la información de las bases de datos de votantes de por lo menos dos estados. El FBI hizo las investigaciones pertinentes, detectó el hecho y prendió alertas para que esto no volviera a ocurrir y los diferentes estados de esa nación tomaran las medidas necesarias. Se dice que fueron hackers rusos, pero aún no hay pruebas de ello.

En Colombia, donde puede ocurrir de todo, como que los que pagamos impuestos lo hacemos para rellenar los huecos que deja la corrupción y no para mejorar las condiciones del país, también se pueden presentar hechos como estos, y se podrían alterar los resultados de la votación para uno u otro lado.

Creo que aquí no ha habido una elección tan controvertida como esta. Por eso se deben tomar todas las precauciones para evitar cualquier manipulación o alteración de los resultados. Seguramente van a ocurrir ataques al sistema de la Registraduría y a sus bases de datos. El resultado de la votación por el plebiscito, cualquiera que sea, debe ser diáfano para que después de él esta nación se sacuda la cabeza, la eleve y mire para adelante, y que el Presidente se dedique a examinar los problemas que se han dejado rezagados por estar enfocado en la supuesta paz con delincuentes que durante 50 años no hicieron sino violar, secuestrar, extorsionar, asesinar y traficar con drogas, y que ahora se van a mezclar con el resto de la sociedad como si no hubieran hecho nada. Ese sapo seguramente nos lo vamos a tener que tragar; y mirar para adelante, porque seguimos viviendo en un país que merece amor, respeto y futuro.

GUILLERMO SANTOS CALDERÓNguillermo.santos@enter.co

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA