Opinión

Analítica de datos

La verdad es que la privacidad de las personas ya se perdió. Con todo lo que se sube en redes.

01 de abril 2018 , 11:39 p.m.

Lo que se ha escrito sobre lo acontecido con los datos extraídos de la red social Facebook es algo que ya está pasando, y no hablo de la filtración de esa información, sino de lo que se hizo con ellos, conocido como análisis de datos o ‘data analytics’.

Según se puede leer en medios digitales e impresos, la información personal de usuarios de la red social se utilizó para ayudar a la campaña de Trump, analizando los datos profundamente mediante algoritmos, que son formas de procesarlos de manera exacta, diseñados para poder detectar los gustos, las experiencias, los ‘neurotismos’, las amabilidades y tendencias de los dueños de los datos al relacionarse con otras personas.

Una vez se habían determinado las personalidades de tantos usuarios a los que les sacaron los datos de Facebook, les enviaban mensajes de apoyo a la campaña de Trump o con ‘hashtags’ de su campaña, escritos de tal forma que fueran bien recibidos, ya que estaban diseñados para el tipo de persona que lo iba a recibir, y asegurarse de que así tuvieran un alto impacto.

Este fue solo un caso, que lamentablemente perjudicó de modo ostensible a una de las redes sociales más populares, llevando a que su acción bajara en la bolsa y el valor de la compañía se deteriorara de manera importante.

La verdad es que la privacidad de las personas ya se perdió. Con todo lo que se sube en Twitter, Facebook, Instagram, YouTube y otras redes, y los ‘likes’ que se dan y otras formas de expresarse en ellas, lo que se deja es un rastro de los gustos, las aversiones, los amigos, los sitios que se visitan, lo que se come y mucha otra información con la que, usando ‘data analytics’, se puede conocer todo lo del usuario, como quedó demostrado.

No olvidemos que ya existen aplicaciones que, utilizando ‘data analytics’, se convierten en inteligentes y hasta ayudan a tratar ciertos tipos de cáncer. Ya se puede tener inteligencia digital usando el análisis de datos, eso sí, sabiendo qué es lo que se quiere obtener. Esto lo dice todo.

El mundo en el que vivimos es otro, y la seguridad digital y la conservación de nuestra privacidad dependen de nosotros mismos. A finales de los años 80 del siglo pasado, un visionario, Scott McNealy, lo predijo diciendo: “La privacidad se va a perder totalmente”. Eso ya es una realidad. Esto me lleva a mencionar un dicho moderno: “Si no quiere dejar ningún rastro digital, no salga de su casa”.

GUILLERMO SANTOS CALDERÓN
guillermo.santos@enter.co

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA