Opinión

Bodas de papel

Esta alta cifra de separaciones muestra que para llegar al altar hay que hacer más consideraciones.

07 de diciembre 2017 , 12:00 a.m.

Dicen que las bodas de papel se cumplen al primer año de matrimonio, pero me estoy dando cuenta de que no es así. Las bodas de papel son alrededor del 48 % de las que se celebran cada año en Colombia. Lo digo porque así lo evidencian las cifras de la Superintendencia de Notariado, que muestran que en este año se han casado por lo civil 26.782 parejas y que se han divorciado 12.907. 

La relación entre matrimonios y divorcios es similar en los últimos años, incluso desde que la cifra de matrimonios entró en picada en 2012, cuando hubo 41.220 bodas civiles. Con la de divorcios está pasando algo llamativo: venía aumentando, pero este año disminuyó en algo más de 3.000. Y que conste que no hubo un paro judicial fuerte que represara estos y otros procesos. En todo caso, ese descenso no cambia mi conclusión: casi la mitad de las bodas colombianas son de papel, ese que firman ante el notario, y que más pronto que tarde quieren romper.

Pasa algo parecido con las bodas católicas. Desde que el papa Francisco flexibilizó el proceso de anulación del matrimonio, el número de solicitudes de anulación va en aumento. “De 360 peticiones en el 2015 pasamos a 664 en 2016, y a 770 en 2017”, me dice monseñor Pedro Mercado, presidente del Tribunal Eclesiástico. Alrededor del 90 % de estas solicitudes son aprobadas, lo cual evidencia que ni siquiera cuando se acompaña la decisión de unir la vida a otra persona con la consejería espiritual de un sacerdote se garantiza que esta sea una unión perdurable. No es que la culpa sea de los curas, pero valdría la pena que se pongan más selectivos para decidir a qué contrayentes bendecir, ya que a algunos habría que recomendarles que no se casen, o que se den más tiempo para decidir.

Casi la mitad de las bodas colombianas son de papel, ese que firman ante el notario, y que más pronto que tarde quieren romper.

Yo, por ejemplo, no entiendo a los curas cartageneros que casan a parejas que viajan desde el interior, a las que conocen el mismo día en que les dicen “Hasta que la muerte los separe”. Este panorama no es de menor calado; desde luego que un mal matrimonio, en el cual haya desamor, irresponsabilidad o violencia, entre otras cosas, es invivible, y mantenerlo es equivalente a una tortura; pero la mayoría de los procesos de divorcio, aun los de común acuerdo, causan dolor. Muchos de esos divorciados tomaron la decisión de casarse con alegría, o con ilusión, y en buena parte de los casos hay hijos de por medio. Por eso, esta alta cifra de separaciones muestra que para llegar al altar hay que hacer más consideraciones. No basta hablar de si te quiero y me quieres, de cuántos hijos queremos tener, de si priorizamos tu carrera o la mía. Todos esos son, sin duda, aspectos indispensables para tener en cuenta, pero insuficientes.

En la página del Tribunal Eclesiástico de Bogotá dice que “la pareja no es apta para generar una verdadera comunidad de vida si ignora el significado esencial del matrimonio, yerra sobre la persona del otro cónyuge...”, esto quiere decir que puede ser nulo un matrimonio en el que uno de los miembros de la pareja no hizo el discernimiento profundo de las cualidades y defectos de su media naranja.

Francamente, no creo que eso se pueda hacer antes de tener ciertas vivencias tanto en la soltería como en el noviazgo, y cierta edad. Obviar ese paso es empezar a escribir la crónica de un divorcio anunciado. Así las cosas, habría que cambiarle el nombre a la celebración del primer aniversario de matrimonio, aunque está difícil porque ya hay elementos determinados hasta para los 100 años de bodas. Propongo el balso, no está en la lista, y me suena a que ese nivel de dureza y la suavidad de su textura son una buena descripción del estado de un matrimonio al primer año de celebrado.

CLAUDIA PALACIOS

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA