Opinión

Queridísimos y honorabilísimos

En Colombia estamos tan mal que parecería que es un honor ser acusado y señalado como deshonesto.

12 de septiembre 2017 , 12:00 a.m.

Nuevamente me dirijo a ustedes, que fueron elegidos como los seres más excelsos y honestos para hacer las leyes del país; en pocas palabras, ustedes fueron elegidos porque son los mejores colombianos, y por ello los honramos con un adjetivo que ya quisiéramos tener muchos que no somos los mejores ciudadanos del país: honorables. Pero, como nadie es perfecto, ustedes tienen unos pequeños defectos que me propongo airear.

En algunas encuestas ustedes figuran en últimos lugares, al lado de la guerrilla y de la justicia. Los colombianos estamos consternados por los feminicidios, los maltratos y las violaciones de las mujeres y pedimos para los culpables penas de muchísimos años.

Hace unos días se trataba el asunto en el Congreso, y los honorables no asistieron, o sea que ustedes no quieren defender a las mujeres. ¿O será que algunos de ustedes son culpables de esos delitos? Las mujeres colombianas no debieran votar por ustedes para que regresen al parlamento. Muchos no dieron un centavo para Mocoa.

Ya sé que los 30 millones al mes no les alcanzan, pero los 737.000 miserables pesos del salario mínimo alcanzan y sobran para las familias de más de 30 millones de colombianos. Los honorables no asistieron a un debate que se hacía para que ustedes mismos se rebajaran el escandaloso sueldazo. Como dijo alguien, ganan 30 millones para ir a bostezar al parlamento. Neymar gana nuestro salario mínimo cada 4 minutos, así juegue o no juegue o se rasque... la cabeza. Ustedes son nuestros Neymares.

Ya sé que los 30 millones al mes no les alcanzan, pero los 737.000 miserables pesos del salario mínimo alcanzan y sobran para las familias de más de 30 millones de colombianos

Lo que algunos afirman al decir que caeremos en el castrochavismo no es por los acuerdos de paz con la guerrilla, sino por el desgano, la apatía, la desfachatez, el descaro y el cinismo con que muchos, muchísimos honorables asumen su papel de ser los mejores colombianos y los autores de las leyes. Obviamente, quedan algunos que sí merecen el apelativo de honorables por su honesto y responsable proceder. ¿Serán muchos? ¿Sobran dedos de las dos manos?

Temo la aparición de un líder que emocione a las masas de colombianos desencantados que no tienen nada que perder; un líder como Chávez que inicie el derrumbe del país, como está ocurriendo en Venezuela; la culpa la tendrán ustedes, honorables.

Yo me imagino que interiormente les debe de dar risa cuando en los debates ustedes se llaman unos a otros ‘honorables’. A los que no nos da risa, sino rabia, mucha rabia, es a los colombianos que los vemos ganarse millonadas sentados, bostezando, entreteniéndose con los celulares, masticando chicle, haciendo chistes o simplemente no asistiendo a las sesiones.

Repito que reconozco que entre ustedes debe de haber algunos honestos y buenos patriotas. Hay algo que me produce escozor en el alma: cuando algunos, muchos de ustedes, son acusados de connivencia con la mafia, con los paramilitares o simplemente de robos o enriquecimiento ilícito, que es lo mismo, ¿por qué no demandan a los acusadores? Si a mí me llegan a acusar de esos delitos, inmediatamente llevo a los tribunales a quienes me acusan porque soy inocente.

Admiro a Canadá. Allí, los políticos deshonestos son señalados y rechazados por la sociedad. En Colombia estamos tan mal que parecería que es un honor ser acusado y señalado como deshonesto. Eso da más publicidad, y no faltan los millones de colombianos despistados (por no calificarlos de otra manera) que siguen votando por los deshonestos. Parecería, entonces, que, con las excepciones de rigor, en vez de haber votado por los mejores, hemos elegido los peores. ¡Pobre Colombia!

ANDRÉS HURTADO GARCÍA

MÁS COLUMNAS

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA