Latinoamérica

A pesar de huelga, Nicolás Maduro se resiste a parar constituyente

Estados Unidos amplió el número de funcionarios venezolanos sancionados.

Huelga general en Venezuela

Pilas de basura bloqueando las calles se podían observar en Caracas.

Foto:

AFP

26 de julio 2017 , 10:13 p.m.

Tal como la jornada de huelga nacional del pasado 20 de julio, Venezuela amaneció el miércoles prácticamente sitiada. Poquísimos transeúntes, barricadas en las principales calles y avenidas de las capitales regionales y menguado el tránsito automotor, los venezolanos atendieron otra vez masivamente el llamado a paro el primero de los dos días convocado por la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) y que prosigue este jueves.

Sin embargo, la jornada dejó tres hombres asesinados durante la protestas, dos en Mérida, y al menos 18 heridos.

La huelga se configuró como parte de la andanada de presiones contra el régimen de Nicolás Maduro para que retire la convocatoria a una constituyente, cuyos miembros está previsto que sean elegidos este domingo 30 de julio y que cuenta con el rechazo de 7 de cada 10 venezolanos.

El Departamento del Tesoro de Estados Unidos adelantó sanciones a los bienes de 13 altos funcionarios –entre ellos, la presidenta del Consejo Nacional Electoral, Tibisay Lucena, y el Defensor del Pueblo, Tarek William Saab–, 13 países de la Organización de Estados Americanos también exigieron a Caracas retirar la propuesta de cambiar la Constitución y hasta la alta representante de la Unión Europea, Federica Mogherini, volvió a hacer un llamado al Gobierno venezolano para llegar a una “solución pacífica negociada”.

Pero bien entrada la noche del miércoles, en una semana plagada de rumores, el Gobierno venezolano se resistía a dar señal de que suspendería la elección, para la cual ha inundado de publicidad oficial a la radio y televisión del país. “Oeo, la constituyente va” es el pegajoso estribillo que no para de sonar. En cambio, envalentonado por las sanciones de Washington, parece haber trascendido una etapa de resistencia política y entrado en otra de absoluta tozudez en la que el propio presidente Maduro aseguró que la elección del domingo será “nuestra venganza”.

“Felicitaciones por estas sanciones (dijo a los funcionarios). No reconocemos ninguna sanción, para nosotros es un reconocimiento a la moral patria (…). Aquí estamos firmes civiles, militares, instituciones, jamás nos vamos a arrodillar. ¡Nuestra venganza será nuestra victoria popular constituyente el próximo 30 de julio!”, aseguró. Para reforzar su mensaje, el mandatario entregó una réplica de la espada de Simón Bolívar a Lucena, una de las sancionadas.

Desde la acera oficial se desestimó por completo la notoria huelga convocada por la oposición y, como es costumbre, los esfuerzos se concentraron en hacer ver que la jornada transcurrió con normalidad.


Temprano en el día los testimonios, fotografías y videos de calles, comercios cerrados y escasísimos buses de transporte corrieron entre las redes sociales diciendo lo contrario y dando cuenta de que la jornada también trajo protestas y represión de los cuerpos de seguridad.

Verdaderos escenarios de choque fueron las zonas de Bello Campo, Bello Monte y Montalbán, en Caracas, la zona de El Milagro, en Maracaibo, El Cardenalito en Barquisimeto, en Maracay, y en Timotes y Ejido, en el estado Mérida, donde dos muchachos fueron asesinados en refriegas con la Guardia Nacional. En Caracas, al menos ocho jóvenes fueron ingresados a una clínica con disparos de metra de vidrio (uno con golpe de lacrimógena en la cabeza) y otros cinco en el estado Táchira.

Hasta la noche del miércoles, el Foro Penal Venezolano contabilizaba 95 personas detenidas cerca de las manifestaciones, entre las que se destaca el concejal Ángel Machado, del estado Zulia por el partido opositor Voluntad Popular, y el concejal del partido Primero Justicia Héctor Villasmil. Continuando la intimidación judicial contra la oposición, el Tribunal Supremo de Justicia inició la audiencia contra el alcalde de Chacao, Ramón Muchacho, por permitir las protestas dentro de su municipio y, aunque todavía no toma decisión en su contra, le dictó prohibición de salida del país.

El balance del sector de transporte es que casi la totalidad de los choferes pararon las unidades en los estados Táchira, Mérida, Trujillo, Lara, Zulia, Carabobo y Aragua, según detalló el sindicalista Erick Zuleta. “En esos lugares el paro fue casi de ciento por ciento”, dijo. Según las centrales de trabajadores, el paro tuvo un acatamiento del 92 por ciento.

El chavismo espera hacer este jueves un gran acto de cierre de campaña por los candidatos a la Constituyente.

VALENTINA LARES MATIZ
Corresponsal de EL TIEMPO

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA