Latinoamérica

¿Qué tan cerca está la cárcel de Cristina Fernández de Kirchner?

Juez pidió prisión preventiva contra Kirchner, acusada de traición a la patria. Depende del Senado.

Cristina Fernández de Kirchner, expresidenta de Argentina

Según analistas, Kirchner apelará la prisión preventiva, pero no el proceso.

Foto:

Gabriel Cano - Senado argentino / AFP

09 de diciembre 2017 , 09:57 p.m.

En Argentina cualquier cosa puede pasar y la futurología está descartada en un país que comienza el día de una manera y acaba de otra, totalmente opuesta.

El jueves pasado comenzó con la expresidenta Cristina Fernández de Kirchner a punto de ir a la cárcel cuando el juez Claudio Bonadío pedía su prisión preventiva por presunta traición a la patria y encubrimiento de iraníes acusados de un atentado terrorista contra la mutual judía Amia en 1994.

La noticia volvió a mover el panorama político de manera similar a épocas electorales.

Por un lado, algunos sectores de la sociedad celebraban el procesamiento. En redes sociales volvió a circular un popular meme en el que aparecen los rostros de 16 referentes del kirchnerismo, incluida la propia Cristina, investigados y arrestados por distintas causas y que resume lo que ha ocurrido en estos dos años.

Bajo el título de ‘Ansioso por llenar el álbum’, aparecen tachados con una equis los exfuncionarios encarcelados, que el jueves sumaron tres más: Héctor Timerman, Luis D’Elía y Carlos Zannini.

Por otro, en las calles, los adeptos a la expresidenta le demostraron su apoyo a ella y a los demás detenidos que llaman “presos políticos” del actual gobierno.

Tras mucha televisión, opiniones y una rueda de prensa de la expresidenta a media tarde del jueves, el día terminó con una Cristina que tendría el apoyo del Senado para evitar su desafuero y posterior prisión. Incluso un consenso de que si bien la investigación debe continuar, la solicitud de prisión preventiva fue un desvarío del juez.

Hasta funcionarios del actual gobierno enfatizaron en la importancia del debido proceso, pues la detención se haría sin condena.

“Frente a una decisión que se lee desde todos los sectores como injusta, una Cristina derrotada en las elecciones vuelve a recobrar mística, a reunir al peronismo y a recuperar un poco de energía perdida”, dice el analista político Carlos de Angelis.

Para los detractores acérrimos, Cristina es la lámina del álbum que más quieren tachar. Pero ¿está realmente cerca de perder su libertad? ¿El Senado le quitará los fueros y le permitirá al juez Bonadío capturarla?

La expresidenta enfrenta cinco investigaciones judiciales. Tres de ellas -Dólar Futuro, el Memorándum con Irán por la causa Amia y Los Sauces - son llevadas por Claudio Bonadío.

Fernández dejó el gobierno a finales del 2015 para darle paso a Mauricio Macri y en abril del 2016 regresó a Buenos Aires para presentarse a los tribunales por la causa judicial de Dólar Futuro, en la que se investiga maniobras de su gobierno y el Banco Central. Hoy, la expresidenta enfrenta cinco investigaciones judiciales. Tres de ellas –Dólar Futuro, el Memorándum con Irán por la causa Amia y Los Sauces– son llevadas por Claudio Bonadío.

Las otras investigaciones en su contra son por presunta asociación ilícita, por irregularidades en la adjudicación de obras públicas, y lavado de dinero.

Por eso llama la atención que la procesan por el Memorándum y no por corrupción. Catalina de Elía, autora del libro ‘La cara injusta de la justicia’, dice que no hay una respuesta clara para eso, pero sí señala que en Argentina, “la justicia (...) se ha movido con los vientos de la política. Cuando los funcionarios dejan el poder recién ahí los persiguen”.

En efecto, desde que Fernández dejó la presidencia se activaron investigaciones y detenciones. Dos de las más llamativas fueron la del exvicepresidente Amado Boudou y la del exministro de Planificación Julio de Vido. De fondo, hay una discusión sobre el criterio de prisión preventiva sin condena que está imperando en la justicia argentina con exfuncionarios.

“Cristina le debe a la sociedad una explicación de por qué ella considera que es inocente (...). Es contradictorio que siempre denueste al poder judicial aunque cuando ella y Néstor Kirchner estuvieron en el poder también garantizaron impunidad”, dice De Elía.

Falta aún por ver cómo se mueven las fichas en el Senado argentino frente a este nuevo panorama, aunque desde ya varios congresistas han señalado que se respetará el principio de inocencia, lo que hace pensar que Fernández no está tan cerca de la cárcel.

Miguel Pichetto, presidente del Bloque Justicialista, quien sería clave a la hora de decidirlo en el Senado, dijo que se trató de una decisión política y no judicial. “No corresponde el pedido de prisión preventiva. Cristina siempre estuvo a disposición de los requerimientos judiciales y no hay peligro de que entorpezca la investigación de la causa”, aseguró.

“Aquí nada es definitivo. Pero al menos por esta investigación no la van a desaforar porque el Memorándum por el que la acusan fue firmado por los congresistas, así que sería imposible porque tendrían que llevarlos presos todos”, explicó De Angelis.

Cristina, por su parte, apelará la prisión preventiva, pero no el procesamiento. Sabe del poder popular que arrastra, quiere ir a juicio y mostrar todas sus cartas frente al juez Bonadío.

CATALINA OQUENDO B.
Para EL TIEMPO
Buenos Aires
En Twitter: @cataoquendo

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA