Europa

Desde la Otán, Trump condena filtración de datos de Mánchester

Theresa May le dijo a Trump que la información de inteligencia debe estar protegida.

Desde la Otán, Trump condena filtración de datos de Mánchester

Por otra parte, los aliados también aceptaron que la Otán pase a ser miembro de la coalición que encabeza EE. UU. contra el EI en Irak y Siria.

Foto:

Etienne Laurent / EFE

25 de mayo 2017 , 11:46 p.m.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, dijo el jueves que se investigarán filtraciones de información “muy preocupantes” a medios sobre el ataque suicida en Mánchester, después de que la Policía británica dejó de compartir brevemente inteligencia con agencias estadounidenses.

La primera ministra británica, Theresa May, le planteó las preocupaciones a Trump en una cumbre, en la sede de la Otán, en Bruselas, diciéndole que la inteligencia compartida entre sus países debe estar protegida, en una extraña expresión pública de descontento con su principal aliado en asuntos de seguridad.

Tras una suspensión que duró alrededor de un día, el funcionario de mayor rango en contraterrorismo británico afirmó la noche de este jueves que la Policía retomó el intercambio de información con Estados Unidos tras recibir “nuevas garantías”.

Trump había calificado las filtraciones como “muy preocupantes”. “Les estoy pidiendo al Departamento de Justicia y a otros organismos pertinentes que lleven a cabo una revisión completa de este asunto y, si procede, el acusado debe ser procesado con todo el peso de la ley”, afirmó tras su llegada a Bruselas, en donde les pidió a los miembros de la Otán que paguen lo que deben, sin reafirmarles públicamente el compromiso de EE. UU. con la defensa de Europa. “23 de las 28 naciones miembros todavía no pagan lo que deberían pagar” y “esto es injusto para la gente y los contribuyentes de Estados Unidos”.

Al término de la cumbre, el secretario general de la Otán, Jens Stoltenberg, dijo que el líder de la primera potencia militar mundial fue “claro en su compromiso con la Otán”, pero también “fue claro en el mensaje a todos los aliados” respecto a aumentar el gasto militar.

Así, los jefes de Estado y de Gobierno se mostraron anoche conformes en reforzar su compromiso con la promesa del 2014 de llegar a la meta de inversión del 2 por ciento del PIB en defensa en una década.

Para ello, elaborarán planes anuales en los que detallarán cómo llegar a ese objetivo –sin adelantarlo–, de los cuales presentarán en diciembre una primera tanda.

Por otra parte, los aliados también aceptaron que la Otán pase a ser miembro de la coalición que encabeza EE. UU. contra el EI en Irak y Siria –hasta ahora ya formaban parte de ella los 28 aliados, pero de forma bilateral–, algo ante lo que habían mostrado reticencias hasta ahora. Stoltenberg precisó, en cualquier caso, que la Alianza no tendrá dentro de esta coalición ningún papel de “combate”.

REUTERS

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA