Investigación

Primer imputado por obra inconclusa del comando de Policía en Bogotá

A Mauricio Solano Sánchez se le acusa de no haber hecho nada para evitar irregularidades.

Fiscalía imputará cargos por presuntas irregularidades en construcción del  comando de la Policía Metropolitana

Este es el edificio de la Policía con obras paralizadas. 

Foto:

Carlos Ortega / EL TIEMPO

10 de mayo 2017 , 10:13 p.m.

La construcción del edificio del nuevo comando de Policía de Bogotá, la cual fue calificada de “uno de los 58 elefantes blancos que existen en el país” por el fiscal general, Néstor Humberto Martínez Neira, puso a responder ante la justicia al exgerente del Fondo de Vigilancia y Seguridad (FVS) Mauricio Fernando Solano Sánchez.

Este miércoles, la Fiscalía le imputó cargos al exfuncionario –designado en el gobierno de Samuel Moreno– por su presunta responsabilidad en las irregularidades que tienen paralizada la construcción del edificio, ubicado en un costoso sector del occidente de Bogotá. Según la investigación de la Fiscalía el detrimento patrimonial para el Distrito ya va en 28.000 millones de pesos.

Durante la audiencia, que se realizó en la casa del exfuncionario –por problemas de salud–, se le imputaron cargos por contrato sin cumplimiento de requisitos legales, prevaricato por omisión y peculado por apropiación en favor de terceros, los cuales él no aceptó.

En concepto de la Fiscalía, el exgerente del FVS tenía que vigilar su cumplimiento. No obstante esto, la obra lleva tres años sin que se le aplique una palada de cemento.

Para la Fiscalía, Solano Sánchez no tomó las medidas para evitar la paralización de la obra, cuya investigación hace parte de un asociación de ocho procesos del Fondo de Vigilancia y Seguridad en los cuales aparece como indiciado el mismo funcionario que estuvo al frente de la entidad desde el 6 de mayo de 2009 hasta el 17 de enero de 2012.

Entre esos procesos, como lo denunció la Unidad investigativa de EL TIEMPO en agosto de 2015, aparecen los sobrecostos en la compra de 32 cámaras de seguridad tipo domo y la dotación de sistemas de vigilancia computarizada a 37 patrullas de policía, compra irregular de 50 biciclos eléctricos o vehículos transportadores autobalanceados para la Policía, por los que la Procuraduría compulsó copia a la Fiscalía.

En la diligencia de este miércoles, el fiscal del caso recordó que la adjudicación del contrato se hizo en el 2010 y se encargó a la firma Castell Camel S. A. S. para su ejecución. Los primeros movimientos comenzaron en diciembre de ese año, y esta se debía entregar a los 15 meses de la firma. Cuatro años después, una inspección a la obra determinó que presentaba fisuras y grietas en su estructura.

En el informe de interventoría –según la Fiscalía, de fecha 26 de diciembre del 2011–, el FVS, bajo la administración de Solano Sánchez y siendo alcalde de Moreno Rojas, no se hizo nada para que la obra no se estancara ni se activaron medidas para que no quedara abandonada.

JUSTICIA
justicia@eltiempo.com

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA