Investigación

'Barriga', el capo de las drogas que contrataba con el Estado

Henry Carrillo tuvo millonarios contratos, entre otros, con la Alcaldía de Cúcuta. Será extraditado.

Alias Barriga.

Alias Barriga fue detenido en el municipio de Los Patios en Norte de Santander.

Foto:

Policía Antinarcóticos.

16 de agosto 2017 , 10:38 a.m.

Henry Carrillo Ramírez, quien pasaba como un reconocido empresario de Norte de Santander, terminó siendo señalado como un gran capo de las drogas de esa región fronteriza.

El fin de semana pasado, Carrillo fue capturado en Los Patios, un exclusivo sector de Cúcuta, en un operativo de la Policía Antinarcóticos que contó con la colaboración de agentes de la DEA para hacer efectiva una orden de extradición de Estados Unidos.

De acuerdo con las autoridades, Carrillo Ramírez llevaba una doble vida, pues en Cúcuta era un inversionista y proveedor del Estado.

La firma de Carrillo aparece en un contrato de más 2.800 millones de pesos para el servicio de mantenimiento, “a todo costo”, incluyendo repuestos y mano de obra, para los vehículos de la Policía Metropolitana de Cúcuta y la del departamento, además de los carros y motocicletas de la Policía Antinarcóticos de la región.

El contrato se hizo entre la Alcaldía y la Unión Temporal Santa Martha, cuyo representante legal es Carrillo, a quien en la ilegalidad conocen con el alias de Barriga. Este contrato tuvo una adición presupuestal hace solo 15 días.

En contratos con el departamento y otras entidades como el Inpec, Carrillo Ramírez recibió pagos por servicios que superan los 1.200 millones pesos, fraccionados en contratos con la denominación de mínima cuantía.

Fue el responsable de suministrar el servicio de “cambio de aceites, filtros y lubricantes de los vehículos de la cárcel de Cúcuta (Cocuc)”, a mediados de mayo del año pasado.

También obtuvo un contrato con el Sena para el mantenimiento de su parque automotor por más 71 millones de pesos.

Alias Barriga estuvo a punto de firmar un contrato con la propia Fiscalía Seccional Norte de Santander por más de 9 millones de pesos para la compra de 30 baterías para sus vehículos y para las antenas de comunicación de la Subdirección Seccional del CTI. Sin embargo, la Fiscalía declaró desierta la convocatoria en diciembre del año pasado.

El ente acusador ya sabía en ese entonces que el contratista estaba siendo investigado por la DEA, como socio y logístico de la organización criminal otrora liderada por Víctor Ramón Navarro, ‘Megateo’, abatido hace dos años en zona rural de Hacarí.

Su vida de capo

Según la Policía Antinarcóticos, Carrillo era quien controlaba la salida de la droga desde el Catatumbo. Se le responsabiliza de haber abierto sus propias rutas mafiosas con escala en isla Margarita y Puerto Rico, y de allí hacia Estados Unidos.

El dinero obtenido en los embarques era blanqueado a través de sus testaferros en transacciones financieras que se hacían en Venezuela y con casas de cambio en Colombia, y la otra parte del dinero era transportada en pequeñas cantidades ocultas en caletas dentro de vehículos de alta gama.

De acuerdo con la investigación, apenas pasaba al sector comercial, el dinero era lavado a través de reconocidos restaurantes, casinos, centros de estética, una empresa de vigilancia y la serviteca Santa Martha, de su propiedad, por medio de la cual suministraba servicios a la Alcaldía, Policía, Inpec y Sena.

Según la DEA y la Policía Antinarcóticos, alias Barriga tenía sus propios laboratorios para el procesamiento de cocaína, droga que sacaban por Venezuela con la seguridad que garantizaban, primero, ‘Megateo’ y, luego, sus herederos.

El nombre de Henry Carrillo Ramírez llegó a oídos de la DEA hace dos años, cuando se produjo la captura, en una lancha rápida en aguas de Puerto Rico, de 10 personas que formaban parte de su entramado narcotraficante.

Entre los detenidos también cayeron tres ecuatorianos, a quienes se les halló una gruesa suma de dólares producto del narcotráfico, y 400 kilos de cocaína. Fueron estas personas quienes contaron que trabajaban para alias Barriga.

A partir de entonces empezaron a caer otros cargamentos: uno de 150 toneladas de droga, además de la incautación de unos 4 millones de dólares, 24.000 euros, 854.000 libras esterlinas, 7 kilos de heroína, tres vehículos y cuatro embarcaciones interceptadas. También fueron capturadas otras 32 personas.

Carrillo ya se encuentra en Bogotá, donde será recluido en el patio de extraditables de La Picota mientras se surte el proceso con las autoridades de Estados Unidos.

JUSTICIA
justicia@eltiempo.com

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA