Investigación

Corte ordena investigar a Uribe por manipular testigos contra Cepeda

Al cerrar una denuncia contra el senador del Polo, la Corte compulsó copias contra el expresidente.

Iván Cepeda

Iván Cepeda, senador del Polo Democrático, y Álvaro Uribe, expresidente y senador del Centro Democrático.

Foto:

Juan Diego Buitrago / EL TIEMPO y EFE

17 de febrero 2018 , 01:22 p.m.

“Las llamadas mencionadas en procedencias, más las que se citarán enseguida, dejan al descubierto que Juan Guillermo Villegas Uribe, y otros, han intervenido testigos para involucrar al doctor Iván Cepeda en la conformación de un supuesto cartel de falsos testigos, cuando lo que parece ocurrir es lo contrario, un complot, como lo señaló el defensor del congresista, para desprestigiar su labor legislativa y, de paso, las entrevistas lícitamente recogidas en ejercicio de sus funciones”.

Esa afirmación hace parte del fallo de 220 páginas con el que la Corte Suprema de Justicia archivó una investigación en contra del senador Iván Cepeda, por una denuncia que Álvaro Uribe le formuló en el 2014, decisión que no solo cerró el caso y emitió un fallo a favor del congresista del Polo Democrático, sino que además ordenó investigar al expresidente.

La investigación se inició luego de que el senador Iván Cepeda hizo un debate de control político contra Álvaro Uribe en el Congreso, en el 2014, por sus supuestos vínculos con el paramilitarismo, diligencia en la que el senador del Polo adjuntó los testimonios de dos exparamilitares: Pablo Hernán Sierra García y Juan Monsalve Pineda.

Esos exparamilitares, presos en cárceles de Antioquia, pertenecían al Bloque Metro y afirmaron que su estructura criminal se creó en la hacienda Guacharacas, de la familia de Uribe Vélez.

Pero ese mismo día, el expresidente y ya senador se ausentó del debate y asistió a la Corte Suprema para denunciar a Cepeda porque, supuestamente, estaba asistiendo a cárceles del país para fabricar testigos en su contra, por lo cual lo denunció por los cargos de abuso de sus funciones, fraude procesal y calumnia.

El expresidente llevó a la Corte cinco testimonios de exparamilitares que supuestamente afirmaban cómo Cepeda estaba intentando manipularlos para que declararan en su contra.

Al estudiar el caso, la Corte Suprema ordenó realizar interceptaciones para avanzar en la investigación y establecer quién estaba realmente presionando a las familias de los testigos. Las escuchas se le encargaron a la Sala Esperanza de la Fiscalía General y terminaron dándole un giro al proceso.

En esas escuchas se encontró información que mostró que presuntamente personas cercanas a Uribe eran quienes estaban haciendo las llamadas para ejercer presión: “Las labores de verificación arrojaron como resultado que fue Juan Guillermo Villegas Uribe, quien con tanta insistencia quería comunicarse con Óscar Monsalve Correa luego de cumplir su cita con la Corte para rendir declaración (...). Lo anterior pone de presente que el 24 de marzo de 2015, Juan Guillermo Villegas Uribe tuvo un marcado interés en la familia de Juan Guillermo Monsalve Pineda (uno de los testigos)”, dice el alto tribunal.

La Corte asegura que Cepeda no manipuló testigos y que las visitas que hizo a las cárceles –donde los paramilitares le contaron sus versiones sobre Uribe– se dieron en medio de su labor legítima en la defensa de derechos humanos. Según la Corte, esas visitas no deslegitiman ni desbordan el ámbito funcional de competencia de Cepeda, “no solo porque no está prohibido que un congresista visite y entreviste a un interno (...), sino porque como miembro de la Comisión de Derechos Humanos, desde el mes de mayo (del 2011) adelantaba un intenso y arduo trabajo con el apoyo de su Unidad Legislativa, precisamente con miras a documentar la crisis carcelaria”, dice el alto tribunal.

Ante la decisión de la Corte, Cepeda aseguró que “debe haber una investigación rápida y no en la Comisión de Acusación. Muchos de estos hechos se dan cuando Uribe ya era senador. En ese caso la investigación le corresponde a la Corte Suprema”, dijo.

El expresidente Uribe aseguró que el fallo de la Corte le genera “indignación y dolor”: “La Corte decide inhibirse bajo el peregrino argumento de que las actuaciones del senador Cepeda se enmarcan dentro de las funciones de una comisión de derechos humanos de la Cámara. Y ordenan investigarme porque supuestamente yo habría manipulado a los declarantes. La Corte nunca me ha escuchado sobre el tema”, aseguró.

JUSTICIA

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA