Cortes

Magistrado Malo califica de 'infamia' las acusaciones de corrupción

Dice que fiscal que denunció su hija tiene problemas emocionales. Sala plena, contra su permanencia.

El magistrado Gustavo Malo dice que no renuncia a su cargo

Fuentes de la Corte señalaron que el magistrado le dijo a sus colegas que se queda en el cargo porque es inocente y no está relacionado con los señalamientos en su contra.

Foto:

Cortesía Corte Suprema de Justicia

14 de septiembre 2017 , 04:03 p.m.

En la sala plena de la Corte Suprema de Justicia las acusaciones contra el magistrado Gustavo Malo Fernández volvieron a ser uno de los asuntos que abordaron los magistrados esta mañana.

EL TIEMPO estableció que el magistrado insiste en seguir en su puesto y no va a renunciar por ahora. Dijo que Angélica María Padilla Guardo, la fiscal que acusó a su hija Yara Malo de exigirle una comisión del 20 por ciento de su sueldo, “tiene graves problemas emocionales”.

Argumentó además que hace poco tiempo la fiscal Padilla Guardo estuvo visitando a su hija Yara y que “si es su enemiga, por qué seguirían viéndose”.  Malo dijo además que tiene cómo probar esas visitas recientes.

Por otra parte, calificó de “infamia” la acusación de haber frenado la captura del senador Musa Besaile por 'parapolítica', caso que él llevaba. Descalificó el testimonio de su exmagistrado auxiliar José Reyes Rodríguez, quien como reveló
EL TIEMPO, aseguró: "Gustavo Malo sabía que en el caso de Musa Besaile era inminente la apertura de una investigación formal".

El mencionado magistrado le dijo a la Sala Plena que tenía cómo demostrar que José Reyes mentía y que él no había intervenido en el proceso de Besaile.

En dicha sala plena, EL TIEMPO supo además que se propuso definir por votación la permanencia de Gustavo Malo en la Corte Suprema de Justicia, pero este rechazó la argumentación y dijo que no tenía por qué someterse al voto de sus pares. Este diario estableció que la sala plena está en contra de su permanencia en la Corte y busca su renuncia.

Insistieron en que renuncie

Este jueves, los magistrados de este alto tribunal volvieron a referirse al escándalo en el que se ha visto inmerso uno de sus miembros, el magistrado Gustavo Malo Fernández.

Sus colegas le volvieron a solicitar su renuncia, a cuya alusión le salió al paso dando a conocer su punto de vista al respecto. “Renunciar es aceptar que cometí algún delito”, manifestó. Agregó que está reuniendo todos los elementos necesarios para demostrar su inocencia.

Expertos coinciden en afirmar que la decisión más recomendable y acorde con la incómoda situación que atraviesa es que dé un paso al lado, que haga su defensa desde afuera, porque esta labor –afirman avezados en el tema– es desgastante, en la medida en que se necesita tiempo para armarse de argumentos. De hecho estando en su posición dejaría de realizar actividades pertinentes a la Corte y esto a consecuencias sustanciales como el atraso de procesos.

Sin embargo, la solicitud que le ha declarado el grupo de magistrado de esa Corte es que podría hacerlo de manera temporal como la de solicitar una licencia.
Otras de las solicitudes públicas que le han hecho los magistrados, en sala plena, a Gustavo Malo es que se pronuncie ante la opinión pública por los señalamientos que se están cruzando a su paso.

El magistrado Malo Fernández acoge en su despacho casos de gran relevancia y por los cuales se están cuestionando sus actos, como el del senador Musa Besaile, quien le dijo a este mismo tribunal que el encarcelado fiscal anticorrupción Gustavo Moreno –de nombrados padrinos en este tribunal– le exigió 6.000 millones de pesos para cortar el curso a un proceso adelantado en su contra por 'parapolítica'. Según Besaile, alcanzó a pagar 2.000 millones para frenar una orden de captura en su contra.

Otro caso que complica la situación de Malo Fernández tiene que ver con un acto irregular cometido por su hija Yara Milena Malo, quien es señalada por una fiscal de la Unidad para la Fe Pública de estarle exigiendo una comisión, del 20 por ciento de su sueldo mensual, por haberle gestionado con su padre el cargo que representa. El hecho tuvo un agravante particular y es que la hija del magistrado empleó un carné de otra funcionaria para entrar a las dependencias de la Fiscalía ubicadas en el barrio Cundinamarca de Bogotá.

UNIDAD INVESTIGATIVA Y JUSTICIA

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA