Para una mejor experiencia, active los estilos en la página. Como hacerlo?
Para una mejor experiencia, active el javascript de su navegador. Como hacerlo?

Actualizado 12:41 a.m. - miércoles 23 de abril de 2014

El extraño rap de Macklemore y Ryan Lewis

El extraño rap de Macklemore y Ryan Lewis

Macklemore & Ryan Lewis.

Dos chicos blancos arrasan con un pegajoso tema 'hip-hop' sobre comprar ropa usada.

Su nombre suena a marca de ropa –Macklemore & Ryan Lewis–, pero en realidad se trata de un par de energúmenos raperos, oriundos de Seattle, que le enseñarán a comprarse una buena pinta para salir de rumba por apenas 20 dólares. Ese es el argumento –tan simple como suena– de Thrift Shop, la canción con más éxito en lo que va del 2013 en los listados del pop de Estados Unidos.

La idea de un rapero blanco que enseña cómo conseguir las mejores prendas usadas en las bodegas del Ejército de Salvación (una ONG de beneficencia) puede pasar como un fino apunte de humor negro, la caricatura del cantante de hip-hop que pretende parecer del gueto o el esfuerzo por lucir como un hipster vistiendo los suéteres del abuelo. Aunque también puede ser, simplemente, un video ridículo más, condenado al olvido tan pronto se desinfle la burbuja mediática.

El hecho es que Thrift Shop estuvo cuatro semanas en el primer lugar del Hot 100 de Billboard (es el segundo dúo de rap que lo logra en 20 años, tras Eminem, con Bad Meets Evil), arrebatándoles ese lugar a las bombas más comerciales del momento: Bruno Mars, el dúo de Will.I.Am y Britney Spears, The Lumineers y Taylor Swift. Eso significa que es la canción más oída en EE. UU. durante el último mes.

En YouTube también son un fenómeno. El extravagante videoclip (en el que aparece hasta un auto DeLorean, como el de Volver al futuro) acumula ya más de 114 millones de vistas. El tema, además, estaba esta semana en el número uno de la lista de los más vendidos de la tienda iTunes, con alrededor de 400.000 descargas legales.

Macklemore es el nombre artístico de Ben Haggerty, de 29 años, nacido en medio de la célula irlandesa de Seattle y quien debutó en el 2009 en la escena del rap de la costa oeste con el disco The Language of My World, aunque no obtuvo mayor reconocimiento. En el 2010 conformó este proyecto con el DJ Ryan Lewis, también de Seattle, y responsable del ritmo pegajoso de Thrift Shop.

“Nunca busqué ser un rapero underground; odio ese término. Mi intención es hacer música que le hable a la gente, a millones de personas (...). Quiero ser respetado, no por mi música sino por lo que siento por la gente”, ironiza Haggerty en un documental del director Jabari Johnson, en el que realmente no se sabe qué es real y qué no.

Más en serio, afirma: “En este video no había presupuesto, no había un sello detrás o un letrero de cerveza Coors. Es solo gente trabajadora conectada con la música, y lo mejor es que es algo que no me puedes arrebatar. Puedes hablar mierda de mis canciones, pero no me puedes quitar el hecho de que hay gente que cree en lo mío; eso es mejor que cualquier sello discográfico”.

Pero los puristas no han tardado en irse lanza en ristre contra el dúo. “En este momento, la peor canción del país es la más grandiosa canción del país –sentenció el bloguero Brandon Soderberg, experto en hip-hop de la revista Spin–. Los raperos de Seattle desdibujan el rap y apestan a privilegios”.

Ajenos a las críticas, Macklemore & Ryan Lewis se encuentran de gira, promocionando The Heist por todo EE. UU. Están en la segunda fila en el orden jerárquico de las bandas que encabezan el Sasquatch (uno de los festivales indies y alternativos más importantes del país), junto a Sigur Rós, The XX, Vampire Weekend, y apenas por debajo de Mumford & Sons.

¿Serán Macklemore & Ryan Lewis superiores a la ola de su primer gran videoclip o estarán condenados a ser estrellas de un solo éxito? El 2013 les dará la oportunidad de estar por encima de la ola mediática.

¿Un nuevo Eminem?

‘The Heist’, el álbum debut del dueto, va más allá de la fórmula comercial de ‘Thrift Shop’. En sencillos como ‘Same Love’, hay reflexiones en pro del matrimonio gay, justo unos meses después de que el rapero Frank Ocean salió del clóset. Uno de sus videos, el del tema ‘Wings’ –una ópera ‘hip-hop’ de cinco minutos– cuenta una historia autobiográfica que se asemeja a los episodios de adolescencia dramáticos narrados por Eminem. De hecho, la industria musical y las emisoras de radio ya han comenzado a hacer comparaciones.

Una oda a las tiendas ‘vintage’

El título del sencillo alude a las tiendas ‘thrift’, que ofertan prendas ‘vintage’ y de segunda, y que se han puesto muy de moda en Estados Unidos. De hecho, ya se le dice ‘thrifting’ al plan de ir a estas tiendas en busca de gangas.

REDACCIÓN CULTURA Y ENTRETENIMIENTO

Facebook Twitter Google Buzz Enviar Instapapper