Sectores

Advertencia de Moody’s por riesgo fiscal y político

Cambió a negativa la perspectiva de las calificaciones de riesgo crediticio del país.

Moody’s da calificación A3 a México

El informe advierte que las calificaciones de riesgo del país podrían bajar si los resultados de crecimiento se mantienen por debajo del potencial.

Foto:

Mike Segar / Reuters

22 de febrero 2018 , 08:51 p.m.

Ante la expectativa de un menor ritmo de la consolidación fiscal y un debilitamiento de las métricas fiscales de Colombia, y teniendo en cuenta el riesgo de que el próximo gobierno tenga un mandato débil que le impida adoptar las medidas necesarias para preservar la fortaleza de las finanzas públicas, la calificadora de riesgo Moody’s, cambió a negativa la perspectiva de las calificaciones de riesgo crediticio del país, que estaba en el rango de estable.

Aunque reafirmó en ‘Baa2’ la calificación de emisor y sénior no garantizadas de Colombia, teniendo en cuenta la fortaleza del perfil crediticio y la relativa baja vulnerabilidad externa del país, Moody’s dijo que si bien el déficit fiscal bajará a 3,3 por ciento del PIB este año, el menor crecimiento y un menor ingreso fiscal que el previsto en el último marco fiscal de mediano plazo, “probablemente resultarán en un menor ritmo de consolidación fiscal”.

Y agregó que el déficit seguirá alrededor del 3 por ciento del PIB en el 2018 y el 2019 y calificó como un desafío alcanzar el objetivo de déficit fiscal de 2,1 por ciento del PIB el próximo año, debido a una estructura de gastos rígida.

“Recortes adicionales a la inversión del Gobierno Central imponen un reto, dados los bajos niveles de inversión pública –aproximadamente el 2 por ciento del PIB– y el impacto de estos recortes sobre las perspectivas de crecimiento”, explicó el reporte.

Incertidumbre y polarización

En cuanto al tema político que vive el país en plena época electoral y que incide en el manejo fiscal, la calificadora aseguró que es incierto si la próxima administración tendrá un mandato lo suficientemente fuerte como para adoptar reformas fiscales adicionales, toda vez que luego de las elecciones es probable que el gobierno que llegue deba fijar políticas de gastos y de ingresos para reducir aún más el déficit fiscal sobre una base sostenible y mantener la carga de la deuda en línea con la de sus pares.

Y advierte que esto podría ser un desafío si el nuevo gobierno tiene un mandato débil, ya que si bien la firma espera continuidad en las políticas después de las elecciones presidenciales, la polarización política podría limitar la capacidad del nuevo gobierno para implementar reformas fiscales que permitan preservar la fortaleza fiscal de Colombia y lograr una senda descendente en los indicadores de deuda.

El informe advierte que las calificaciones de riesgo del país podrían bajar si los resultados de crecimiento se mantienen por debajo del potencial y si el nuevo gobierno no presenta un plan realista para la consolidación fiscal de mediano plazo, o no es capaz de obtener apoyo en el Congreso para llevar a cabo medidas fiscales adicionales bajo ese plan. “Esto podría afectar la confianza de los inversores y el crecimiento, provocando a su vez un mayor deterioro de la fortaleza fiscal de Colombia”, subrayó.

ECONOMÍA Y NEGOCIOS

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA