Empresas

Banco W da la batalla contra los ‘gota a gota’

En el país hay cerca de 8 millones de adultos que acuden al mercado informal del crédito.

José Alejandro Guerrero, presidente del Banco W

José Alejandro Guerrero, presidente del Banco W.

Foto:

Cortesía Banco W

30 de julio 2017 , 07:21 p.m.

José Alejandro Guerrero, presidente del renovado Banco W, dice que su producto Gota-Ahorro está diseñado para acabar con los ‘pagadiario’ o usureros.

Se estima que en Colombia hay cerca de 8 millones de adultos que, por distintas razones, acuden al mercado informal del crédito, es decir, al ‘gota a gota’, individuos que cobran intereses del 10, 15 o 20 por ciento diario y hasta más.

Esa realidad llevó a las directivas del renovado Banco W –antes Banco WWB– a diseñar un producto que les permitiera, no solo ayudar a las personas de muy bajos recursos y a los microempresarios, sino también combatir a quienes se lucran de las necesidades de este segmento de la población. Al frente de esa iniciativa está José Alejandro Guerrero, presidente de la entidad.

¿Cómo surge el Banco W?

Venimos de la Fundación Banco de la Mujer, creada en 1980. Hace seis años dimos el salto a entidad bancaria. Nuestro propósito ha sido siempre llevarles crédito a los trabajadores independientes o personas naturales con alguna actividad productiva, pero también microseguros y ahorro, pues hoy este tiene un impacto mayor, incluso, que el crédito. Para ofrecerlo teníamos que estar vigilados por la Superfinanciera.

¿Y cómo les ha ido en estos seis años como banco?

Tenemos 498.000 clientes con cuentas de ahorro y CDT y en cartera, 211.000, mientras que en microseguros nuestro portafolio de clientes alcanza los 210.000. Allí tenemos varios productos diseñados para las necesidades de esas personas: Voy Seguro, que cubre muerte con 4 millones de pesos y si hay hijos otorga un auxilio para leche, pañales; Voy Seguro Familias, que cubre gastos de hospitalización y médicos para cuando alguien de la familia sufre un accidente; está el seguro exequial y Voy Seguro Hogar, que cubre hasta 15 millones.

Son montos bajos…

Sí, pero marcan una verdadera diferencia para este segmento de la población, porque el costo promedio de las primas que deben pagar al mes es de 6.400 pesos, sobre todo, en el seguro de hogar. En la reciente tragedia de Mocoa, 186 de nuestros clientes se siniestraron y el seguro les permitió contar con unos recursos para empezar de nuevo. A los 8 días del desastre pagamos unos 3.000 millones de pesos.

¿Este segmento de la población sí tiene capacidad de ahorro?

En Colombia las cuentas de ahorro se desnaturalizaron porque la gente ahorra 300.000 pesos y al poco tiempo ya tiene menos. Nuestra cuenta de ahorro es de cero costos y pagan un interés. Se abren con 10.000 pesos, no hay obligación de saldo mínimo de permanencia. Hacemos un gran esfuerzo para volver a posicionar las cuentas de ahorro. En el país, hay una ausencia de hábito y de disciplina para ahorrar y es lo que esperamos recuperar y sembrar.

Usted habla de combatir al ‘gota a gota’, ¿cómo lo están haciendo?

Tenemos un producto: el Gota-Ahorro. Con este vamos a acabar con el ‘gota a gota’ y el ‘pagadiario’ en el país. Funciona así: una persona le debe a un personaje de esos un millón de pesos, al que le paga 25.000 pesos diarios por 60 días. Esto es más del 20 por ciento mensual. Le decimos a esa persona: Tome el millón de pesos, pague, y nos cancela 24.000 pesos diarios en igual tiempo.

Pero eso es casi lo mismo que un ‘gota a gota’...

Sí, pero de entrada el cliente se ahorra 60.000 pesos en esos dos meses. Al final del crédito, esa persona tiene en su cuenta Gota-Ahorro otros 340.000 pesos que puede disponer tan pronto termine de pagar el millón de pesos. Termina ahorrando 400.000 pesos, ahí está la gran diferencia, estamos generando no solo ahorro, sino también bienestar para esas familias.

En este país hay gente que está endeudada con el ‘gota a gota’ hasta 15 millones de pesos y más, y pagan cuotas diarias de 600.000 pesos, eso es inmanejable. Imagine cuánto ahorraría con nosotros. Hemos desembolsado 14.000 créditos de estos, más de 14.000 millones de pesos.

¿Cómo no reventar a estos clientes a punta de crédito?

En el banco tenemos cuatro pilares y si uno falta el banco se cae: metodología del microcrédito; cultura organizacional basada en el respeto hacia las personas; innovación –porque es la única forma de llegarles a las personas que hoy tienen crédito informal– y tecnología para apoyar esos proyectos.

ECONOMÍA Y NEGOCIOS

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA