Tenis

Serena, la Atalanta de la WTA… (Opinión)

La estadounidense está por encima de todas en el tenis femenino.

13 de julio 2018 , 06:38 p.m.

Cuenta el mito que Atalanta fue una ágil mujer autosuficiente, que escogió vivir en el bosque y se convirtió en una excelente cazadora. Sus flechas eran letales. Fue un cuento de aquellos en los que la admiración era altísima, más porque la mitología griega era bastante patriarcal.

Hoy en día cuentan que sobre las pistas de tenis existe una diosa de color que aniquila a todas sus rivales con un poderoso drive, con la potencia de un revés y con la supremacía de su mente. Serena Williams no dispara flechas con su arco como lo hacía Atalanta, pero sí lanza misiles con su raqueta.

La estadounidense está por encima de todas en el tenis femenino. No tiene ni punto de comparación con las demás damas del circuito, que viven inmersas en la montaña rusa de sus emociones sin poder mantenerse estables. Hoy ganan, mañana pierden, vuelven a perder y después ganan. En cambio, ¡Serena siempre gana!

Este sábado Serena jugará la final de Wimbledon contra la alemana Angelique Kerber, un logro para nada menor. Williams duró un poco más de un año en volver a jugar después de su embarazo. Esta para a sus 36 años pudo significarle muchos problemas para retomar su nivel físico. Sin embargo, a ella le bastaron siete partidos, léase bien, siete partidos para volver una final en un grand slam. Este dato no es menor y menos cuando las mejores 10 del escalafón de la WTA son más intermitentes que los bombillitos del módem del wifi.

Ganadora de 72 títulos en su carrera deportiva, 23 de ellos de grand slam, tiene en su historial 788 triunfos contra 132 derrotas. Pero más allá de esos números, Serena es la reina del circuito. Ninguna ha sido como ella y aún no se vislumbra quién pueda siquiera subirse a un podio para compartir con ella en el olimpo. En un tema de gustos, pienso que solo Steffi Graf puede estar a su altura, pero estamos hablando de una jugadora que triunfó en la época de los 90.

Este sábado, Serena, como lo hizo Atalanta con su arco, enfundará su raqueta para lanzar precisos pelotazos y demoler a Kerber y así cazar su vigesimocuarto título de grand slam, su octavo en la cumbre del tenis, en Wimbledon. Y en especial saldrá a confirmar que es la diosa y que su mito será eterno, porque aún no se ve cuándo aparecerá otra Serena.

Posdata: no se pierdan este sábado la continuación de Nadal vs. Djokovic. Gana el serbio 2-1 y qué partidazo.

Grand slam…

FELIPE VILLAMIZAR M.
Redactor de EL TIEMPO
En Twitter: @FelipeVilla4

MÁS COLUMNAS

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA