Fútbol Internacional

Radamel Falcao, el líder al que todos le creen

El delantero regresó a la Selección para retomar la capitanía y ser el motivador del equipo.

Radamel Falcao

Radamel Falcao, delantero colombiano.

Foto:

AFP

11 de octubre 2017 , 10:07 p.m.

Fueron largos días en los que la noche parecía eterna y el sol no era su aliado, al estar siempre escondido sin dar su brillo. Fuertes momentos de decepción en los que la expectativa de volver a ser quien un día fue, un ídolo, un goleador de raza, se quebraba como un cristal. Y así fue como Radamel Falcao García, en medio de una tortura de dos años en los que poco jugó y estuvo lesionado durante varios meses, fortaleció su carácter para convertirse en un líder dentro y fuera del terreno de juego. Su sola presencia inspira y su discurso motiva.

“A veces el ídolo no cae entero. Y a veces, cuando se rompe, la gente le devora a pedazos”, escribe Eduardo Galeano en su libro "Fútbol a Sol y Sombra" y eso vivió Falcao después de su lesión que lo dejó por fuera del Mundial de Brasil 2014. Un sector del país lo dejó solo. Se olvidó de él.

Pese a que José Pékerman lo nombró como el sucesor de Mario Alberto Yepes en la capitanía de la Selección Colombia, sus largas lesiones hicieron que no pudiera portar la cinta ni el liderazgo en el seno del equipo nacional. Pero la revancha le llegó en un momento decisivo.

A estas dos últimas fechas de la eliminatoria llegó recargado. No solo es el máximo goleador de lo que va de temporada en Europa, sino que es el referente y capitán del Mónaco. Todos confían en sus palabras, y él busca que sus compañeros nunca renuncien a la idea de que los objetivos se van a conseguir.

Contra Paraguay portó la cinta de capitán. Daba indicaciones, transmitía conceptos que le decía Pékerman. Anotó el gol y les pidió a sus compañeros calma y tranquilidad. Quiso imprimirle jerarquía a un equipo que no supo manejar esa ventaja. Tras la caída, fue el primero en dar la cara, en hablar de los desaciertos y en dejar claro que la ilusión estaba viva.

Celebración Colombia

Radamel Falcao celebra la clasificación al mundial Rusia 2018.

Foto:

Ernesto Benavides / AFP

Las horas siguientes se encargó de transmitir ahora el mensaje a todos los colombianos a través de sus redes sociales. Falcao sabía que el objetivo de ir al Mundial solo lo lograrían si todo el país estaba unido y así fue. Su discurso contagió hasta aquellos que miraban con escepticismo la clasificación. Capitán en la Selección y líder en el país.

Y ese liderazgo lo confirmó en el partido contra Perú. Una vez supo los resultados y que estaban clasificando, habló uno a uno con todos los jugadores del seleccionado peruano para informarles lo que sucedía. Algunos especularon con que Falcao estaba “pactando el empate” para que Colombia fuera directo a Rusia y Perú, al repechaje, pero él mismo lo negó. “Nosotros estábamos enterados de lo que estaba pasando en los otros partidos, estábamos jugando con los otros resultados y en ese momento (busqué) hacer saber eso, nada más”. Sin embargo, la intención caló en sus rivales y el encuentro fue de trámite hasta el pitazo final.

Un día volvió Radamel Falcao a ser el capitán de la Selección. Regresó el líder que convence, el que motiva y el que une a todo un país con el mismo mensaje: siempre hay que cobrar ánimos en momentos difíciles y jamás desfallecer.

DEPORTES

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA