Fútbol Internacional

Este es Iván Arboleda, el arquero que se metió en los 35 de Pékerman

El portero de Banfield de Argentina es la gran sorpresa en la preselección de jugadores al Mundial.

Iván Arboleda

Iván Arboleda es arquero de Banfield, de Argentina.

Foto:

Demián Estévez / EFE

14 de mayo 2018 , 07:08 p.m.

Parece que fue ayer que Iván Mauricio Arboleda emigró a Argentina para probar suerte en Banfield. El tiempo corrió más de la cuenta para ver al arquero tumaqueño debutar hace casi dos años en Primera División, nada menos que en cancha de River Plate, el 20 de marzo de 2016. Este lunes, llegó la noticia más esperada: está en la lista de preseleccionados de Colombia para el Mundial de Rusia 2018.

Sé que tengo que hacer la fila y estoy confiado de que mi momento va a llegar. Sería algo único. Humildemente sigo esperando un llamadito, Dios quiera que se dé

Sin embargo, Arboleda recuerda que no ha sido fácil afianzarse en el arco del ‘Taladro’. La ‘Araña’ repasó su proceso, hace unos meses, en charla con FUTBOLRED, y demostró en sus palabras el grado de madurez que ha alcanzado, su crecimiento personal, la gratitud por los que lo han ayudado a formar y su obsesión por el trabajo.

“El trabajo de hoy es el éxito de mañana”, es la primera frase profunda que utiliza para indicar que se prepara para el éxito con el que siempre ha soñado. “Por eso mi esfuerzo es día a día, trato de entrenarme de la mejor manera y ganarme el puesto con lo que pueda demostrar. En el fútbol no se pueden dar ventajas, no hay tiempo para relajarse, porque todos estamos detrás de esa oportunidad y a veces el tren solo pasa una vez”, aseguró.

Iván Mauricio, de 21 años, es entrenado por Julio César Falcioni, exarquero que brilló en América de Cali en los años ochenta; además el preparador de arqueros de Banfield es el paraguayo César Velázquez, quien jugó con Junior de Barranquilla.

“El apoyo y las enseñanzas del ‘profe’ Julio han sido fundamentales para estar en este punto y con las ganas de mejorar de siempre. Trato de aprovecharlo, de escucharlo y de aprenderle. Para mí es un honor tener de técnico a un hombre que dejó huella en Colombia y que fue ídolo”, apuntó Arboleda, quien vive con su novia de hace muchos años, Iveth.

“Obviamente que hablo mucho más con el profesor César Velázquez, porque es el preparador de nosotros y el técnico está pendiente de todo el plantel. Las vivencias de ellos, que han pasado por buenos y malos momentos, hay que escucharlas, darle la importancia que tienen, y aprender”, añadió el tumqueño.

Arboleda no tiene dudas que “este comienzo de 2018 es lo mejor que me ha pasado, estoy viviendo un momento muy lindo y tengo la confianza del profesor Falcioni”. En Banfield no solo ha aumentado su nivel, también ha fortalecido su personalidad y siente que su mente está preparada para los retos venideros con su club y en su profesión.

“Creo que el fútbol de Argentina es uno de los mejores de Suramérica y uno de los más vistos del mundo. Acá se trabaja muy bien. La exigencia, la disciplina táctica y la preparación mental, hace la diferencia. Y más siendo extranjero. Yo vine a Banfield, a los 17 años, porque vi que James se hizo más fuerte acá y por eso no le costó tanto llegar y brillar a Europa. No fue fácil adaptarme, pero haber llegado a temprana edad me ha servido para madurar”, comentó el elástico guardameta.

‘Me ilusiona ir a la Selección, pero los sueños se trabajan’

Un dato que sorprende y a la vez preocupa a Arboleda, es que junto a David Ospina son los únicos arqueros de primer nivel que juegan en el exterior. “La escasez de arqueros, tanto en el fútbol colombiano como en el exterior, es por falta de confianza en nuestro país. Hay muchos arqueros extranjeros en Colombia, y no digo que sea malo porque todos tenemos derecho a una oportunidad. Pero los clubes de nuestro país no han querido arriesgarse y apoyar a los arqueros colombianos; por ejemplo Carlos Bejarano, que anda en un gran momento en América, pero le tocó ir a representar a Guinea Ecuatorial porque no recibió el respaldo en su momento”, expresó el serio Mauricio.

José María Pazo es uno de los hombres que mantiene contacto con Arboleda. Ambos trabajaron en la Selección Colombia Sub-17 y todavía el joven se siente protegido por el exmundialista, recibe consejos de él e Iván los acoge con respeto. Además está contento con la llegada de Óscar Cabezas a Rosario Central: “Fuimos compañeros en la Selección Colombia Sub-17, los dos somos de Tumaco y somos ‘panitas’”.

Y como arquero de procesos, Mauricio Arboleda se ilusiona con ser llamado a la Selección de mayores.

“Cualquier futbolista colombiano tiene el sueño de ir a la Selección. Yo trabajo en silencio y espero que algún día se me presente la oportunidad. Solo el trabajo y el tiempo dirá si es posible. Es un sueño, pero los sueños se trabajan, así que solo me corresponde seguir rindiendo en mi equipo”, comentó ‘Araña’.

“Ahora estoy pensando en clasificar con Banfield a la fase de grupos de la Copa Libertadores. Hay que pensar en el presente para llegar al futuro de la mejor manera. No he hablado con nadie del cuerpo técnico o de la Federación. Pero no me apresuro, sé que tengo que hacer la fila y estoy confiado de que mi momento va a llegar. Sería algo único. Humildemente sigo esperando un llamadito, Dios quiera que se dé”, finalizó la conversación Arboleda, quien espera seguir en la Libertadores y brillar en la Liga argentina.

Juan Pablo Arévalo López
Periodista de Futbolred
juaare@eltiempo.com
En Twitter: @ArevaloJuanP

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA