Música y Libros

Luisa López reinventa los cuentos clásicos

La filósofa se dio a la tarea de reescribir varios de los tradicionales relatos infantiles.

Luisa López

Luisa López es la autora de ‘De sapos, princesas y otras promesas rotas’.

Foto:

Claudia Rubio / EL TIEMPO

05 de mayo 2017 , 09:35 p.m.

Muchas de las figuras atemorizantes que cobraron vida en los cuentos clásicos infantiles como el coco, el lobo, las brujas, los ogros nacieron con la idea de advertirles a los niños lo que les podría ocurrir si decían mentiras o no se dormían temprano. Así lo explica la filósofa y experta en temas educativos Luisa López, quien se dio a la tarea de reescribir varios de los tradicionales relatos infantiles en 'De sapos, princesas y otras promesas rotas'.

“Al reescribir estos cuentos quise desdramatizar, humanizar e incluso ridiculizar a estos personajes para establecer una relación diferente con el lector. La literatura para niños puede ser una muy buena aliada de la educación, siempre y cuando esta no consista en moralizar, asustar o quitar libertad a los niños”, anota la autora.

Es curioso que los protagonistas de los cuentos son los antagonistas: el lobo, el sapo o el coco. ¿Por qué?

Como ocurre en tantos ámbitos de la vida, con frecuencia conocemos solo una versión de la historia (la voz del que se impone, de quien gana, del que tiene los medios).

En esta oportunidad, la voz es la de quienes están en un segundo plano o fueron vistos como feos, tontos o monstruosos. El Coco, por ejemplo, no es un monstruo nocturno sino un niño tartamudo (se llama Cosme) que sufre de fotofobia y por eso solo sale de noche. Los personajes son más bien aliados de los niños, y no amenazas.


¿Por qué el título incluye la frase ‘y otras promesas rotas’?

Hace alusión a la necesidad de distinguir lo que ocurre en el mundo de fantasía de los cuentos de hadas (castillos, príncipes valientes, princesas delicadas, hechizos y pócimas) del mundo en el que vivimos, donde (afortunadamente) las cosas son distintas: las mujeres no son, ni debiéramos ser, esas chicas “durmientes” y pasivas. Y a los chicos no se les puede pedir que sean siempre fuertes y valientes. La promesa de esa princesa y ese príncipe es, desde el comienzo y en el mundo real, una “promesa rota”.

¿Qué otro tipos de reflexiones aborda a través de estos cuentos?

Cada cuento se transforma para abordar algún problema con cierta ironía y humor. 'Jans y Graciela' (Hansel y Gretel) está inspirado en un caso de explotación infantil, y en esta ocasión son los niños los que abandonan a los malvados padrastros en el bosque.
'Diario de una princesa', diario de un príncipe reflexiona sobre los roles de género y los valores estancados presentes en muchas adaptaciones de los cuentos de hadas.

En ¿El futuro al revés' (Los tres cerditos) se vislumbra una forma de “resistencia civil” frente a las grandes multinacionales que destruyen el bosque.

CULTURA Y ENTRETENIMIENTO

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA