Música y Libros

El lenguaje en el tiempo / Exprés

La forma española no es express, sino exprés, con una sola s final, y tilde.

Foto:
18 de julio 2017 , 06:48 p.m.

En el Noticiero del Senado se cambia la locución inglesa fast track por la palabra francesa express. Posiblemente la intención es traducir a nuestro idioma el hoy tan usado extranjerismo, pero la forma española no es express, sino exprés, con una sola s final, y tilde, por ser palabra aguda terminada en s.

La doble s dejó de usarse en español hace tres siglos, cuando se elaboró el Diccionario de autoridades, primer lexicón normativo de la Real Academia Española.
Por eso, palabras latinas con doble s, como grossus, pasan al español con s sencilla, grueso. De igual forma delikatessen (alemán), dossier (francés), motocross (inglés) han sido adaptadas a nuestro idioma en las formas delicatesen, dosier, motocrós, como muchas otras, según el Diccionario panhispánico de dudas, 2005.

En el Diccionario de la lengua española, 2014, se puede ver el vocablo picassiano, con doble s, escrito en letra redonda, como si se tratara de una voz española y no de extranjerismo, lo que podría interpretarse como un intento de regresar a la doble s.
Pero no. La razón por la que no aparece en cursiva es que no se trata de un extranjerismo, sino de un híbrido, entre catalán y español, y solo van en cursiva los extranjerismos plenos. En la Ortografía de la lengua española, 2010, aparece también la voz rousseauniano.

La doble s de estas dos palabras permite transmitir sin dificultad su referencia a Pablo Picasso, pintor catalán, y a Juan Jacobo Rousseau, filósofo ginebrino.
Los dos apellidos gozan de frecuente y constante referencia en el ámbito universal, por lo que en los híbridos que aluden a ellos se conserva su doble s característica, lo que permite relacionar más fácil y rápidamente su significado.

La doble s de grosso modo (‘a grandes rasgos’) se conserva por tratarse de una locución latina, y la de impasse (‘problema’, en francés) se reduce a una sola en la versión española, impase, registrada así por el Diccionario de americanismos, 2010.

Harold

Dice la crónica sobre la música de la Nueva Ola que Harold “lideró el movimiento del Club del Clan y fue uno de sus promotores”.

Es un error histórico bastante difundido. La Nueva Ola colombiana, años 60, tuvo como movimientos principales el de Radio 15, de Caracol, dirigido por Alfonso Lizarazo, por un lado, y el Club del Clan, de Todelar, liderado por Guillermo Hinestroza, por otro.

La versión televisiva del primero fue Juventud moderna, programa sabatino en el que actuaban Harold, Óscar Golden, Lyda Zamora y otras jóvenes promesas. La del Club del Clan se emitía los martes y los jueves a las 5 p. m., y sus estrellas principales eran Vicky, Mariluz y Claudia de Colombia.

FERNANDO ÁVILA
Experto en redacción y creación literaria

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA