Gente

Estas empresas buscan convertir a hombres en maestros de la seducción

Conseguir citas por WhatsApp y potenciar habilidades sociales, entre los objetivos de los cursos.

Seducción

Actualmente son varias las empresas que ofrecen cursos y seminarios sobre seducción.

Foto:

123rf

05 de octubre 2017 , 04:27 p.m.

Andrés Bernal es un bogotano de 27 años que en el 2016 decidió que era el momento de alinear varios aspectos de su vida. Así llegó a Eva, una empresa colombiana que ofrece talleres y cursos donde se enseñan técnicas de seducción.

“Quería romper bloqueos y así salir adelante. Estaba soltero y se me dificultaba conocer mujeres”, dice.

Andrés tomó un curso en Eva, que le costó unos 400.000 pesos, y tras finalizarlo se sintió satisfecho y tuvo la oportunidad de conocer a varias mujeres. Ahora, lleva cinco meses con su novia y admite que le habló del proceso que hizo antes de que ella apareciera en su vida.

“Le conté porque no lo veo como algo de lo que haya que esconderse o arrepentirse. Y la verdad es que uno aplica ese proceso no solo a las mujeres, sino a cualquier ámbito de la vida. No es una habilidad como tener un ‘superpoder’, sino que lo interiorizas y potencias tus habilidades”, asegura.

Sin duda, hay quienes al hablar de relaciones personales describen como todo un “arte” el acto de abordar, conversar y coquetearle a una desconocida.

Con internet y las redes sociales los espacios para la “conquista” se multiplicaron. Y aunque algunos piensan que seducir definitivamente no se enseña, actualmente abundan cursos, tutoriales y páginas web que prometen transformar a un tímido hombre en todo un donjuán. El tema es subjetivo, pero la realidad muestra que hay mercado, que sí hay quienes piden ayuda personalizada para tener éxito en la búsqueda de pareja y no solo se quedan con los consejos que les dan sus amigos o los “tutoriales” que ven en YouTube.

En Bogotá hay varias empresas que cobran por este tipo de servicios, tanto presenciales como virtuales. Estas son algunas:

LevantArt

Esta escuela de seducción fue fundada en el 2008 en Argentina, bajo la batuta de Mike Tabaschek y Martín Rieznik, quien defiende la tesis de que los hombres que estudian los “principios científicos de la seducción” aumentan su éxito con las mujeres.

En Colombia, Daniel Segura y Alejandro Echeverri están al frente de la empresa que recibe a hombres que buscan superar un desamor o aprender a conquistar.

“El principal comportamiento que todo hombre debería evitar a la hora de seducir es demostrar interés sexual al inicio de la interacción. En la seducción ningún extremo es bueno, no sirve ser un hombre demasiado arrogante, ni por el contrario un hombre demasiado complaciente con las mujeres”, afirman sus directores.

Para Rieznik, “seducir es sinónimo de persuadir” y con esta habilidad se pueden potenciar las capacidades en cualquier ámbito social.

LevantArt

En la foto, Martín Rieznik e Iván Espinoza durante un taller.

Foto:

Cortesía LevantArt

“Enseñamos a los hombres el arte de la persuasión, entendiendo que seducir no se trata de truquitos para ser simpático, sino que es dar la mejor versión de uno mismo siempre. Si somos nuestra mejor versión siempre, cosas buenas nos van a suceder con las mujeres y con todo lo que nos propongamos”, explica.

Las críticas hacia este tipo de servicios provienen, en parte, de la idea de que tratar de influir a las mujeres puede tener algo de machismo. Al respecto, Rieznik afirma que lo que hace su empresa es estudiar cómo complacer a una mujer.

“El gran problema de las mujeres son los hombres que no las entienden y que no se preocupan por hacerlo. Un hombre que estudió la seducción y se preocupa por entenderlas, complacerlas y seducirlas es lo mejor que le puede pasar a una mujer”, dice.

En la agenda de LevantArt en Bogotá, por ejemplo, hay cupos disponibles para el próximo seminario de dos meses ‘AtraXion / Nivel 1’, que tiene entre sus objetivos “convertir teléfonos y whatsapps en citas y citas en sexo” y “desarrollar técnicas para besar y llegar a la cama en una misma noche”.

El seminario, que incluye sesiones individuales personalizadas y “misiones estratégicas grupales”, tiene un costo mensual de $ 430.000 más $ 50.000 por la reserva.

Eva

Sergio Amaya y Said Molina son los hombres detrás de esta empresa bogotana que nació en mayo del 2014.

“Hace siete años nosotros no éramos nada buenos en cuanto a seducir mujeres. Nuestro patrón era que siempre entrábamos en la ‘zona de amigos’. Eva nace en busca de tener a esa mujer que nos gusta y no a la que nos toca”, afirma Amaya.

Según cuentan los dos fundadores, antes de Eva tenían un estilo de vida que no los satisfacía, por lo cual tomaron cartas en el asunto. “Decidimos mejorar y lo hicimos practicando a diario. Logramos dar con un método y lo replicamos en un par de personas que obtuvieron resultados exitosos”, añade Molina.

Eva

Said Molina y Sergio Amaya dirigen 'Eva, estilo de vida atractivo'.

Foto:

Cortesía Eva

Para ellos, si bien la seducción es uno de los pilares fundamentales de Eva, este no es el único. Con sus talleres, también buscan reforzar las relaciones familiares y espirituales, además de aspectos financieros. Amaya complementa: “Nosotros usamos la analogía de una mesa que tiene cuatro patas. Si uno se enfoca solo en seducir, los otros pilares se descuidan y nunca vas a estar feliz”.

Los perfiles de los hombres que acuden a estos cursos cambian de acuerdo con el país. En Colombia, por ejemplo, han recibido a hombres entre los 20 y 44 años. “Son personas que tienen necesidades en cuanto a mejorar temas de seguridad y confianza”, explica Molina.

Eva ofrece entrenamientos presenciales y virtuales. Dentro de los primeros están los cursos “Cuerpo al límite”, que buscan convertir a los hombres en expertos en seducir mujeres en dos días; “Eva Tour”, que incluye talleres gratuitos, y “Cómo conocer mujeres”, que cuesta 169 dólares en la versión de "macho pecho peludo" y busca, entre otras cosas, desarrollar magnetismo sexual y descubrir cómo crear emociones en las mujeres.

En Bogotá, el próximo evento de “Cómo conocer mujeres” se realizará el 2 de diciembre, según el cronograma de la página web.

En cuanto a los entrenamientos virtuales, en la página se encuentran categorías como “Imán para las mujeres”, “Juego telefónico”, “Bares”, entre otras.

Uniseducción

Nació en Buenos Aires en el 2014 con la tarea de dar una guía a los hombres para que se empoderen y consigan la relación amorosa que desean.

La empresa, dirigida por Nicolás Pavón, ofrece “seminarios de atracción natural” en Bogotá, Buenos Aires (Argentina), Montevideo (Uruguay) y Asunción (Paraguay).

En estos, los entrenadores enseñan, entre otras cosas, cómo mantener una conversación y la forma de aplicar técnicas para sobrellevar cualquier situación social.

Uniseducción

"Queremos ayudar a mejorar la vida de las personas", dice el equipo de Uniseducción.

Foto:

Cortesía Uniseducción

“El perfil de los hombres en Uniseducción es diverso. Asisten hombres desde los 18 hasta los 55 años con profesiones de todo tipo. Cada uno viene con un objetivo específico, pero la mayoría viene buscando una relación”, explica Adrián Des Champs, uno de los colaboradores y ‘coaches’ de la compañía.

En la página, los directores de esta empresa plasman algunos testimonios de los participantes. Un colombiano, por ejemplo, afirma: “Me siento poderoso, capaz, me siento atractivo, siento que, si a un grupo de chicas yo entro a hablarles, quieren que me quede”.

'Tácticas' que enseñan estas empresas para seducir

Los 'coaches' de LevantArt y Uniseducción hablan de distintas 'estrategias' o claves para alcanzar el éxito con las mujeres durante los primeros encuentros.

Rieznik, por ejemplo, asegura que el abordaje directo es el de menor éxito. “Lo mejor es acercarse de forma indirecta o circunstancial, con una pregunta por ejemplo. A las mujeres les atrae lo que es difícil de conseguir. Por eso recomendamos no apresurarse, el que muestra el hambre no come. Un buen seductor no es más que un lobo feroz con paciencia”, dice.

Por su parte, Des Champs advierte que todo depende del lugar y el momento.

“Si vas a acercarte durante el día conviene acercarse de forma educada, sonriendo y ser honesto. Llegar y decirle: ‘Hola, ¿qué tal? Esto te va a parecer raro, pero me pareces muy linda y me gustaría conocerte’ (…). En un bar cuenta el humor, la picardía y hasta algo de irreverencia”, afirma.

Según explica, muchas mujeres en Bogotá se quejan de que los bogotanos siempre hacen lo mismo al momento de abordarlas. “Preguntan: ‘¿estudias o trabajas?, ¿por qué una mujer tan linda no tiene novio?’. Ese monólogo se repite una y otra vez. Yo les propongo a los hombres que les digan, por ejemplo: ‘¿No están cansadas de que los hombres siempre se acerquen de esa forma?’. Dicen que sí, se empiezan a reír y ahí empieza una conexión”, explica.

Sobre qué decirle a una mujer, el líder de LevantArt asegura que no existe una frase específica para seducirla y que lo mejor es preocuparse por comprenderla.

“En nuestros seminarios compartimos frases graciosas o juegos muy divertidos que podemos hacer con ellas, pero la verdad es que las palabras representan apenas un 20 % de la comunicación, el 80 % restante es lo que hacemos con nuestro cuerpo, nuestra vestimenta, el contexto, la interacción previa, etc.”, afirma.

Sobre los besos, ambos entrenadores coinciden en que el lenguaje corporal es importante. En este sentido, si la mujer demuestra comodidad cuando se le toma la mano o si reacciona bien a la presencia del hombre, esas son buenas señales para avanzar hacia el beso.

‘Hay que aceptar el fracaso y entender que no se puede conquistar a todas’

Según Carolina Botero, experta en relaciones de pareja y docente de Psicología en la Universidad Javeriana de Bogotá, las razones por las cuales los hombres acuden a estas empresas son diversas.

“Estos hombres no aprenden las habilidades de cortejo y seducción a lo largo de la vida, pues no son aspectos que se enseñen formalmente, y tampoco en las familias se preocupan por hablar de esos temas. Por eso, a veces cuando empiezan su etapa de noviazgo y fracasan en esas interacciones, llegan a pensar que hay habilidades de las cuales carecen en este aspecto”, dice.

Para Botero, estos servicios que se ofrecen en el mercado actual pueden ser válidos, siempre y cuando los programas sean integrales.

“Si están enfocados solo en lo sexual, no creo que ayuden. Las habilidades de seducción no pueden verse aparte de las otras habilidades sociales, y a una mujer, más que interesarle que le planteen una situación sexual, le interesa sentirse atraída por otro en su integridad”, explica.

Un punto importante para Botero en este tipo de servicios es que también haya mujeres formadoras y que los programas se basen en estudios reales y no en hipótesis o experiencias personales.

Además, hace referencia a los problemas de ansiedad y seguridad que pueden tener los hombres que participan en estos cursos.

Según explica, es importante que “acepten el fracaso y el hecho de que no se puede seducir a todas. Debemos aceptar que tenemos limitaciones a la hora de conquistar y que no todos se van a fijar en nosotros. El autoconocimiento y la aceptación son primordiales”.

Si usted ha pensado alguna vez en recurrir a alguna de estas alternativas que hay en el mercado, expertos recomiendan primero que tenga claro cuál es el objetivo que quiere alcanzar. Ante todo, hay que estar consciente de que el autoconocimiento debe ser siempre el primer paso al momento de pensar en cambiar su estilo de vida, y también, que fracasar no está mal; es una etapa de la vida y debe ser asumida como tal.

ANDREA MORANTE
ELTIEMPO.COM

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA