Cine y Tv

RCN, el último intento / El otro lado

El canal anda en la mala en el ‘rating’, ya que perdió el amor de los televidentes.

Ómar Rincón, Crítico de televisión

Ómar Rincón, Crítico de televisión.

Foto:

César Sánchez Carreño

13 de mayo 2018 , 11:10 p.m.

El Canal RCN anda en la mala en el ‘rating’, ya que perdió el amor de los televidentes. Su última movida para salvarse fue atrevida: un concurso extremo de dos horas, dejar su noticiero mutilado a media hora y pasar a Garzón a otro horario.

‘Exatlón’ se llama el concurso. Llegó y no causó sorpresa. Se parece a ‘El Desafío’ de Caracol, lo cual lleva que se critique la falta de originalidad de RCN. Ellos dicen que es distinto, que es otra franquicia, que tiene otro estilo; pero para el televidente es muy igualito. Y, en ese sentido, poco aporta a la reinvención del canal; otra vez demuestra que vive mirándose en el espejo de Caracol, y así es imposible.

Este concurso extremo no está mal; es más, está bien hecho, los chicos y chicas que salen tienen cuerpos para seducir por buenos y bonitos; hay melodramas llenos de las frases comunes de estos programas; se deja ver a lo tranqui. Si a la gente le gusta ‘Desafío’, pues debería gustarle este, ya que es más de lo mismo. La diferencia está por cómo se cuenta la competencia que es casi de fútbol; pero a mucha gente esto le enerva.

Por ahora, ‘Exatlón’ ha logrado tres cosas: volver trizas la parrilla de programación, subir el ‘rating’ de las 7:30 (el noticiero) y 8 p. m. (‘Colombia ríe’). Seguramente seguirá subiendo un poco, y molestando al televidente al mover a 'Garzón'. Demuestra que el Canal RCN no tiene problemas de calidad, ya que sus concursos y ficciones del último año han estado bien. ‘La ley del corazón’ y ‘Garzón’, por ejemplo, merecían mejor rating porque eran diferentes y tienen mucha calidad.

Los problemas del Canal RCN son de marca. Perdió reconocimiento y prestigio, no ofrece valor, ha construido negatividades que no se resuelven con un producto de calidad, requiere reinventarse en todo.

Primero, a sus televidentes fieles los expulsó cambiando de horarios sus programas; en ese sentido, les fue infiel a los rituales de la gente… como si no aprendieran: otra vez vuelve y peca en lo mismo.

Segundo, su noticiero, en su estilo contra la paz y por el amo Uribe, es un informativo del matoneo ciudadano; así, más del 50 % de colombianos decidieron nunca más volver a este canal… y ¿qué hace el canal? Reconoce que su noticiero sobra y por eso lo recorta a media hora, pero lo deja igualito; cree que el problema de las noticias es de tecnología o set, y no, es de estilo, dirección y enfoque informativo.

Tercero, el canal no ha podido construir marcas propias, su prestigio está pegado a nombres en decadencia como Gurisatti, Vélez, Jota Mario, Acuña. Así, mientras siga con los mismos que generan tanta rabia y odio, su rating no mejorará. Hay que hacer otro canal, con otro ‘casting’ y otro estilo.

RCN necesita más que buenos programas; su mayor ‘reality’ es hacer otro canal en estilo, gente y formatos.

ÓMAR RINCÓN
Crítico de televisión
orincon61@hotmail.com

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA