Otras Ciudades

El Gobierno dice que la comida sí está llegando a Mocoa

No obstante, algunas familias denuncian que no se les ha atendido de manera correcta.

El Gobierno dice que la comida sí está llegando

La solidaridad continúa en todo el país, miembros del Ejército en Bucaramanga alistan víveres para mandar a Mocoa.

Foto:

Jaime Moreno / EL TIEMPO

07 de abril 2017 , 10:29 p.m.

Tras una semana de la avalancha que, hasta ahora, ha dejado un saldo de 311 muertos y más de 300 heridos en Mocoa, la Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo (UNGRD) asegura que la comida está llegando a todos los damnificados.

No obstante, algunas familias denuncian que no se les ha atendido de manera correcta y están sin recibir alimentos.

“Puedo asegurar que cada uno de los más de 4.000 damnificados está recibiendo un plato de comida caliente. Se dispuso de 12 albergues para que la comunidad pueda recibir la atención necesaria”, dijo Carlos Iván Márquez, director de la Unidad.
(Además: ‘La reconstrucción de Mocoa será transparente’)

Igualmente, según la UNGRD, hasta el momento 4.506 familias ya se encuentran registradas en el Registro Único de Damnificados, proceso que agiliza el acceso a servicios de salud y así atenderlos y evitar que inescrupulosos reciban las ayudas del Gobierno.

De los 332 heridos, hasta el momento solo 8 permanecen internados. Y los organismos de control han entregado tapabocas para prevenir contagio de enfermedades y además se adelantan jornadas de vacunación. Igualmente, la UNGRD informó que la adecuación del lugar donde estará la subestación eléctrica ya se encuentra listo para proveer al municipio con el servicio de energía.

Polémica por robos

Sobre el tema de seguridad existe polémica. Pese a que de manera repetida se ha dicho que se han registrado capturas de personas por saqueos en el sitio de la emergencia, la Policía niega estos hechos.
(Lea también: Por llegada de delincuentes, Contralor pide militarizar a Mocoa)

Uno de los que se ha quejado es José Antonio Castro, alcalde de esta capital, quien asegura que los robos por parte de algunas personas no están siendo controlados y esto puede traer problemas.

“La gente me dice que se están registrando robos de puertas y de objetos, hago un llamado a la autoridad para que atienda este pedido”, expresó Castro.

Ante el llamado, durante una reunión del Puesto de Mando Unificado que se estableció con las autoridades, el ministro de Defensa, Luis Carlos Villegas, llamó la atención a los efectivos del Ejército para que estas situaciones no se registren de
nuevo.

“Tenemos que controlar el caos que se está viviendo, no podemos permitir que la gente se sienta insegura y menos en este momento”, señaló Villegas.

Mientras tanto, en los 17 barrios afectados por el lodo y las enormes piedras que movió la avalancha, todavía se pueden ver familias recogiendo los objetos personales que sobrevivieron a la tragedia. En estas zonas, miembros de la Defensa Civil y los Bomberos aún coordinan las labores de remoción de rocas y tierra con 48 máquinas.

El Gobierno también está analizando la situación en la zona rural. Tras la visita que realizó ayer a la ciudad el ministro de Agricultura, Aurelio Iragorri, se entregó un balance de las afectaciones en el campo, donde se perdieron 95 cabezas de ganado y, hasta el momento, se detectaron 303 viviendas afectadas.

Así mismo, se indicó que los 22.000 millones de pesos en préstamos a campesinos de la zona a través del Banco Agrario, serán congelados por 3 meses y no se cobrará ni interés ni capital y pasado ese tiempo se revisarán los casos.

‘Mocoa no está sola y no estará sola’

“Mocoa no está sola y no estará sola”. Estas fueron las palabras del vicepresidente, el general (r) Óscar Naranjo este viernes en su visita al municipio que el pasado 31 de marzo vivió una de las mayores tragedias que se han registrado el país.

Naranjo llegó al Putumayo, entre otras cosas, a atender de primera mano la situación que allí se registra.

Dijo que desde el Gobierno se harán “responsables de la atención humanitaria urgente, de la estabilización y la reconstrucción de Mocoa”.


Pero también les envió un mensaje a los saqueadores. Les dijo que “no hay que lucrarse de la tragedia de los demás”. Es por eso que las Fuerzas Militares y la Policía estarán atentas desde unos perímetros de seguridad para salvaguardar lo poco que quedó. Y para que, de acuerdo con Naranjo, “no haya oportunistas que resten capacidad de atención a las víctimas”.

MOCOA

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA