Otras Ciudades

Investigan a exalcalde de Cúcuta por fallas en ejecución de obras

Donamaris Ramírez habría cometido fallas en la construcción de centros para atender niños.

Donamaris Ramírez

El exfuncionario es investigado por obras que costaron más de 4.000 millones de pesos.

Foto:

Archivo EL TIEMPO

07 de junio 2018 , 04:39 p.m.

La Procuraduría General de la Nación abrió este jueves una investigación disciplinaria contra el exalcalde de Cúcuta, Donamaris Ramírez, por presuntas irregularidades en la construcción de cuatro Centros de Desarrollo Infantil (CDI Cormonares) en zonas residenciales de esa capital.

La medida también cobija a Jimy Galán Villamizar, en su condición de secretario del despacho Área Dirección Fortalecimiento Corporativo; Irly Yesenia Sandoval Pacheco, exsecretaria del  mismo despacho; Luis Carlos Castro, Oswaldo Grajales Rosas y Juan Carlos Sierra Castellanos, exsecretarios de infraestructura; y a los contratistas Felipe Andrés Gómez Sánchez, Claudia Graciela Olivares Rivera y José Leonardo Alba Rico.

Al parecer no se tuvieron en cuenta las recomendaciones hechas en los estudios previos que advertían la necesidad de adelantar adecuaciones especiales al suelo, para garantizar una obra estable

El Ministerio Público busca establecer la posible responsabilidad de los funcionarios en los retrasos y contratiempos que tuvo la ejecución del contrato 876 de 2013, adjudicado a la Unión Temporal C.D.I. por un valor de $4.695.898.120 y que tenía por objeto la construcción de los Centros de Desarrollo Infantil en los barrios Torcoroma, Siglo XXI, Urbanización Cormoranes, Ciudadela el Rodeo y Comuneros.

“Al parecer no se tuvieron en cuenta las recomendaciones hechas en los estudios previos que advertían la necesidad de adelantar adecuaciones especiales al suelo, para garantizar una obra estable, lo que habría generado los retrasos e incumplimientos en la obra, lo que evidenciaría una posible planeación insuficiente, al no contar con estudios previos serios, adecuados y completos para celebrar el contrato”, indicó la Procuraduría en un comunicado.

Asimismo, este órgano de control considera que las fallas en los muros, cimentación, deterioro temprano, y la presunta entrega de la construcción sin acceso al servicio de agua potable, son circunstancias que pudieron ser evidenciadas y mitigadas durante la ejecución del contrato. De comprobarse estas situaciones se podría configurar una omisión por parte de los funcionarios en la supervisión, seguimiento y registro de la obra.

La Procuraduría General decretó la práctica de diferentes pruebas con el fin de verificar la ocurrencia de las conductas y determinar si son constitutivas de falta disciplinaria.

CÚCUTA

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA