Otras Ciudades

En Mariquita habrían vendido los mismos lotes más de 10 veces

Afectados afirman que en 2008 compraron 96 predios, pero 9 años después detectaron la estafa.

Denuncian estafa de viviendas en Mariquita

Las familias han realizado marchas de protesta exigiendo escrituras de los predios o la devolución de los dineros.

Foto:

Juan Carlos Escobar / ELTIEMPO

19 de julio 2017 , 10:36 p.m.

Más de 500 familias del municipio de Mariquita, Tolima, habrían sido víctimas de un nuevo caso de estafa relacionado con un plan de vivienda en la urbanización Balcones del Prado.

Todo comenzó en el 2008 con la venta de 96 lotes a 3 millones de pesos cada uno, pero 9 años después los compradores carecen de escrituras y, además, detectaron que las mismas propiedades han sido vendidas 5, 8 y hasta 13 veces por valores superiores al inicial.

“Hemos contabilizado más de 900 familias estafadas, pues cada lote ha sido vendido más de 10 veces”, aseguró Jimmy Olimpo Campuzano, abogado de al menos 100 de las familias que se sienten estafadas.

Los afectados son de Mariquita, Fresno, Honda, Armero, Mosquera y hasta extranjeros.

“Detrás de esta situación están el alcalde de Mariquita, Alejandro Galindo, y la gestora social Rosa Ángela Gutiérrez, quien decía ser representante legal de la Asociación de Vivienda de Interés Social Balcones del Prado, pero, según certificados de representación, no figura en ese cargo”, afirmó Campuzano.

Señaló que la venta directa de los lotes se hizo a través de promesas de compraventa y consignaciones de dinero, por lo que el alcalde y la gestora social fueron denunciados ante la Fiscalía General de la Nación por los posibles delitos de urbanización ilegal, captación masiva e ilegal de dinero, enriquecimiento ilícito, abuso de confianza y concierto para delinquir.

En medio del escándalo se conoció que el primer propietario del terreno para la urbanización era el actual mandatario, quien lo vendió el 31 de diciembre del 2009 a la Asociación de Vivienda Balcones del Prado, de la que la gestora social actuaba como supuesta tesorera para los negocios.

“Cada negocio de venta está firmado por Rosa Ángela Gutiérrez y recibía los dineros directamente, o se le consignaban a su cuenta”, denunció el abogado.

La única tabla de salvación de las familias son las promesas de compraventa legalizadas en notaría y los recibos de consignaciones por el valor de cada lote, pero ahora descubrieron que la propiedad rural carece de disponibilidad de servicios públicos y de licencia de construcción.

Ha sido tal la desilusión de los afectados que el sábado pasado protestaron con pancartas en las calles de Mariquita y pidieron la intervención de la Fiscalía.

Yesmira Barahona, ama de casa del municipio, fue la primera compradora. Adquirió en octubre del 2008, a un costo de 2’800.000 pesos, el lote 7 de la manzana A, con 6 metros de frente por 13 metros de fondo.

“En ese entonces le consigné la plata en una cuenta bancaria a Alejandro Galindo, quien era concejal y ahora es alcalde”, afirmó Barahona, quien agregó que “Rosa Ángela Gutiérrez, la gestora social de Mariquita, me firmó una promesa de compraventa, que conservo como garantía del negocio”.

La preocupación de esta mujer es notoria: 9 años después de la transacción, descubrió que no es la única dueña del lote, ya que otros 12 ciudadanos también tienen promesas de venta del mismo predio.

“Me siento estafada”, señaló Barahona.

Luz Milena Millán Aguirre, residente de Mosquera, Cundinamarca, también tiene en sus manos una promesa de compraventa del mismo lote. Lo adquirió el 18 de mayo pasado a un costo de 8 millones de pesos.

“Consigné el dinero en una cuenta de Rosa Ángela Gutiérrez”, afirmó, al tiempo que añadió que, del Banco de Colombia en Mariquita, “pasamos a la notaría, donde me firmaron la promesa de compraventa”.

Otra de las compradoras del lote 7 es Blanca Rosa Rodríguez, quien pagó, en diciembre del 2014, la suma de 5 millones de pesos y, “al ver que el negocio era bueno, le entregué a Rosa Ángela Gutiérrez 10 millones más por otros dos lotes, que también tienen otros dueños”.

La gestora social explicó que la asociación se creó con los requisitos de ley y agregó que “Alejandro Galindo no ha vendido lotes”.

Aseguró que “la gente ha vendido lotes y no entregaron información a la oficina, por lo que abundan las reventas que yo firmé”.

“Estoy organizando las carpetas”, dijo Gutiérrez. “No me voy a declarar loca ni pienso irme de Mariquita, como muchos lo comentan”, complementó.

NACIÓN

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA